El nuevo plan fiscal elevará un 15% la recaudación en Sociedades en dos años

Los grandes grupos podrán compensar solo en un 50% las pérdidas

El impuesto ingresó 8.200 millones en 2021 por estas empresas

Recaudación Sociedades 15% Pulsar sobre el gráfico para ampliar

El plan fiscal presentado esta semana por el Gobierno incluye una limitación temporal del 50% a la posibilidad de que los grandes grupos empresariales consolidados compensen las pérdidas de sus filiales en el impuesto sobre sociedades. La medida afectará a un pequeño grupo de grandes compañías –unas 3.600 organizaciones que suponen el 0,2% de todas las declarantes– y servirá para elevar en cerca de un 15% durante dos años la recaudación que Hacienda obtiene a través de esta figura impositiva, la tercera más importante de España por volumen de ingresos tras el IRPF y el IVA.

Las previsiones del departamento que dirige María Jesús Montero apuntan a un impacto fiscal positivo de 2.439 millones de euros entre 2023 y 2024 únicamente con esta medida. Como Sociedades recaudó a través de los grupos consolidados unos 8.200 millones en 2021 según la Agencia Tributaria, aplicando a esta cifra las previsiones de crecimiento del PIB nominal para los próximos años la recaudación conjunta ascendería a los 17.000 millones. Si a esta cantidad se le suman los casi 2.500 millones extra que prevé Hacienda, el aumento ronda el 15%.

Más allá de la parte correspondiente a los grupos consolidados, el impuesto de sociedades en su conjunto recaudó en España unos 26.600 millones de euros en 2021.

Los despachos y consultoras consultados están a la espera de conocer el articulado final de la normativa que modificará temporalmente esta figura. Cabe recordar que, por su naturaleza pasajera, este cambio normativo se tramitará por vía parlamentaria y no irá en los Presupuestos Generales del Estado (PGE).

Hasta que el funcionamiento esté en negro sobre blanco, los expertos entienden que el cambio normativo hace referencia tan solo a los grupos fiscales. Es decir, se reduciría en un 50% la capacidad de los grandes conglomerados para compensar pérdidas o bases negativas de sus filiales. Por la redacción del texto que ha distribuido Hacienda, añade uno de los abogados consultados, cabría la posibilidad de que la modificación afecte solo a la pérdida de las filiales, “por lo que las pérdidas que dependen únicamente de la matriz no estarían afectadas, pero eso es algo muy extraño”, añade. Así, la previsión es que la limitación del 50% recaiga sobre el conjunto del grupo en la declaración que se haga en 2024 sobre el ejercicio 2023. Las pérdidas de ejercicios anteriores, a priori, seguirían disfrutando de las mismas deducciones.

Cabe recordar que el impuesto sobre sociedades está diseñado para que los grandes grupos puedan incorporar sin ningún tipo de límite las pérdidas del ejercicio sujeto a la declaración. Los remanentes de los años anteriores, por norma general, están limitados al 70%, porcentaje que cae al 50% en las compañías con más de 20 millones de cifra de negocios y al 25% para las organizaciones muy grandes, aquellas que superan los 60 millones de euros. Previsiblemente, estos límites que afectan a las pérdidas de años previos no se modificarían con el cambio diseñado por el Gobierno.

El castigo temporal en Sociedades afecta únicamente a los grandes grupos consolidados que tributan en España. A juzgar por los datos oficiales de la Agencia Tributaria, la mayoría de las 3.600 empresas penalizadas se sitúan en los tramos superiores de cifra de negocio. Con los números de 2019, último año con datos disponibles, unas 1.200 compañías no llegarían a los 10 millones de cifra de negocio, mientras que cerca de 2.500 grupos superarían esta cantidad. La mayoría, unas 850, se concentran en el tramo que oscila entre los 20 y los 60 millones, y unas 140 tienen una cifra de negocio superior a los 1.000 millones. Es de suponer, explican los abogados consultados, que sean los grupos más grandes los más perjudicados, ya que potencialmente tienen un mayor número de filiales y más se benefician de esta ventaja fiscal que ahora se reduce a la mitad.

En el apartado empresarial, el plan del Gobierno presentado esta semana también rebaja el tipo nominal en Sociedades en dos puntos porcentuales para las pequeñas compañías, pasando del 25% actual al 23%. Las beneficiarias, según los cálculos del Ministerio de Hacienda, serán unas 407.300 pequeñas empresas, con una cifra de negocio inferior al millón de euros. El coste fiscal de esta medida será mucho menor, de apenas 300 millones de euros.

Normas
Entra en El País para participar