Informe trimestral

El BIS bendice las alzas de tipos para frenar los precios pese al riesgo de recesión

Pide “actuar a tiempo” para que la inflación no se enquiste

Avisa del impacto en la estabilidad financiera de una electricidad cara

Sede del Banco Internacional de Pagos de Basilea
Sede del Banco Internacional de Pagos de Basilea

El Banco de Pagos Internacionales (BPI), el banco de los bancos centrales, bendice la oleada de alzas de tipos con que la política monetaria está intentando poner freno a la escalada de precios en las economías occidentales. En su informe trimestral publicado hoy, recomienda a los bancos centrales subir más los tipos de interés pese a que desde junio ha aumentado el riesgo de recesión en Estados Unidos (EE.UU.) y la zona del euro.

El jefe del departamento Monetario y Económico del BPI, Claudio Borio, señaló en la presentación del informe que “si había riesgo de recesión, ha aumentado” y que los países más vulnerables a los precios de la energía son los que más riesgo tienen de recesión. Pero insistió en la necesidad de responder con alzas de tipos. “Lo importante para los bancos centrales es centrarse en la inflación”, aseguró. Las subidas de los tipos de interés tienen costes a corto y medio plazo al reducir la demanda, pero si se postergan, el coste será posteriormente mayor porque la inflación se enquistará de forma persistente, por ello enfatizó que “es importante actuar a tiempo”.

“El camino es bastante estrecho” porque los bancos centrales deben aplicar una política monetaria restrictiva”, es decir subir los tipos de interés, para frenar la inflación en un momento de elevado nivel de deuda pública y privada y con unos precios en el mercado inmobiliario muy elevados, añadió Borio. Y recordó que históricamente una oferta de trabajo elevada permite un aterrizaje suave, pero un elevado nivel de deuda lleva a un aterrizaje forzoso.

En cuanto a la situación del mercado financiero, Borio reconoció que “los inversores ahora han despertado al hecho de que “los bancos centrales batallan frente a una inflación tenaz en un trasfondo de vulnerabilidades financieras”.

El BPI también advirtió del riesgo que suponen los elevados precios de la energía para la estabilidad financiera. “Las tensiones de liquidez en el mercado de electricidad europeo sirven como un recordatorio de los desafíos de proteger a la economía real de los impactos financieros”, apuntó el asesor económico y jefe de Estudios de la institución, Hyun Song Shin. Así, la crisis de la energía en Europa puede causar pérdidas en los bonos de titulización de préstamos garantizados de empresas.

Normas
Entra en El País para participar