Jackson Hole

Powell apunta a tipos altos durante tiempo y desinfla la complacencia del mercado

Advierte de que la historia "desaconseja una relajación prematura de la política económica"

Avanza que otro alza de tipos “inusualmente grande” podría ser apropiada en septiembre

Jerome Powell, presidente de la Fed
Jerome Powell, presidente de la Fed Reuters

El presidente de la Reserva Federal Jerome Powell ha apuntado directamente contra la complacencia del mercado en su esperada intervención de hoy en el simposio de banqueros centrales de Jackson Hole. Después de semanas en que los inversores se habían hecho esperanzas en que la inflación en EE UU pudiera haber tocado techo, y diera así un repiro a la Fed en las alzas de tipos, Powell ha advertido que la historia demuestra que es peligroso aflojar el paso antes de tiempo y que devolver la estabilidad de precios a la economía llevará tiempo.

Su mensaje ha ampliado de forma inmediata las caídas en las Bolsas y elevado la rentabilidad de los bonos, un movimiento al que también contribuye la posibilidad de que el BCE debata un alza de 75 puntos básicos en su reuniónd e septiembre, como defienden varios miembos del Consejo de Gobierno que cita ala agencia Reuters.

En su discurso, Powell ha asegurado que "el restablecimiento de la estabilidad de precios requerirá probablemente el mantenimiento de una política restrictiva durante algún tiempo. Los antecedentes históricos desaconsejan una relajación prematura de la política económica”. El ritmo al que están subiendo los precios en EE UU es el mayor en más de cuartenta años, cuando el precio desbocado del petróleo acabo provocando intensas subidas de tipos de interés.

El presidente de la Fed también ha advertido del riesgo de sacar conclusiones precipitadas de los datos de IPC de julio. El alza de precios, del 8,5%, fue inferior al 9,1% previo del mes de junio, pero Powell ha avisado es necesario “ver más”, antes de avanzar que la inflación pueda haber tocado techo. Ha vuelto a recordar que “decisión en la reunión de septiembre dependerá de la totalidad de los datos entrantes y de la evolución de las perspectivas”, pero también ha reconocido que otro alza de tipos “inusualmente grande” podría ser apropiada en septiembre. Así, el dato de IPC de agosto se conocerá el 13 de septiembre y la Fed se pronunciará sobre los tipos tras su encuentro del 21 de ese mes.

No hay duda en todo caso de la firme voluntad de la Fed de seguir elevando los tipos de interés, incluso a pesar del riesgo de frenar en exceso la economía. En ese sentido, Powell ha señalado que "la economía continúa mostrando un fuerte impulso subyacente". Pero también ha avisado del "dolor" que van a causar la inflación y las alzas de tipos en empresas y hogares. "Reducir la inflación probablemente requiera de periodo sostenido de crecimiento por debajo de la tendencia. Además, muy probablemente haya una relajación de las condiciones del mercado laboral. Aunque los tipos de interés más altos, el menor crecimiento y la relajación de las condiciones laborales rebajen la inflación, también infligirán algo de dolor a hogares y empresas", ha subrayado el banquero central.

Normas
Entra en El País para participar