Las cinco claves que hay que saber para ser patrón de barco

En España hay unas 400 escuelas náuticas que ofrecen formación online y presencial

Se suelen dedicar dos meses de media a obtener la titulación y entre 250 y 1.500 euros, dependiendo del curso

Dos embarcaciones navegan por el mar.
Dos embarcaciones navegan por el mar. Getty Images

La bahía de Mallorca se convirtió la semana pasada en el escenario de la 40ª Copa del Rey Mapfre. Un total de 111 equipos compitieronn en sus aguas, incluido el rey Felipe VI. Pero no hace falta ni competir ni ser rey para disfrutar de la navegación, ya que ser patrón de barco es una opción al alcance de cualquiera, según explica la Country Manager de SamBoat en España, Amanda Zaragoza. “En España, las personas que cuentan con el título de patrón tienen entre 20 y 70 años y alquilan barcos a motor para pasar un día en el mar con amigos o veleros y catamaranes para pasar una semana entera en familia durante las vacaciones”, explica. Estas son las cinco claves para ser una de esas personas:

1. ¿Dónde acudir?

En España existen casi 400 escuelas náuticas. Algunas proponen dos opciones: cursos en los que la parte teórica se puede realizar online o de manera presencial para la teoría y las prácticas. Lo más sencillo, asegura Zaragoza, “es ponerse en contacto directamente con la escuela de navegación que se haya elegido para obtener la información precisa y que se adapte a nuestras necesidades”.

2. ¿Cuánto tiempo se necesita?

Como con cualquier otro título, depende de las ganas que le ponga cada uno y de la formación elegida: curso a distancia, presencial o estudiando por libre. “Generalmente, si se estudia con regularidad, se suelen dedicar de media dos meses de formación para obtener el título de patrón”, advierte la experta.

3. ¿Cuánto dinero cuesta?

También depende de varios criterios, como el lugar, la escuela seleccionada, el tipo de título elegido y el tipo de curso deseado (online o presencial). Así, los precios oscilan entre un amplio rango de 250 euros a 1.500 euros.

4. ¿Cómo varía la titulación en función del tamaño de la embarcación?

Son diferentes según la eslora del barco, su potencia y el alejamiento de la costa. Por ejemplo, no hay necesidad de tener una titulación para las embarcaciones de menos de cinco metros de eslora y con una potencia máxima de 15 CV o de seis metros para las embarcaciones a vela.

Sin embargo, la licencia de navegación permite llevar un barco de hasta seis metros de eslora con una potencia de motor adecuada a las mismas, y navegar hasta dos millas desde un puerto, una marina o un lugar de abrigo. También se pueden conducir motos náuticas de clase C con las mismas limitaciones indicadas para las embarcaciones.

Con el PNB (Patrón de Navegación Básica) se puede llevar una embarcación de hasta ocho metros de eslora, con su potencia adecuada, y hasta cinco millas en cualquier dirección, además de motos acuáticas. El PER (Patrón de Embarcaciones de Recreo), por su parte, permite conducir una embarcación de recreo de hasta 15 metros de eslora y navegar en una zona incluida entre la costa y la línea paralela a la misma trazada a 12 millas, así como la navegación interinsular en los archipiélagos balear y Canario.

Con el título de Patrón de Yate se pueden llevar embarcaciones de hasta 24 metros de eslora y navegar en una zona incluida entre la costa y la línea paralela a la misma trazada a 150 millas. Se comprende la navegación interinsular en los archipiélagos balear y canario también, así como el uso de motos acuáticas. Con el de Capitán de Yate, en cambio, se puede gobernar estas embarcaciones sin límites geográficos.

El de Patrón Profesional de Embarcaciones de Recreo (PPER) no es un título de navegación en sí mismo, pero habilita trabajar con embarcaciones en lista 6a y 7a, con un máximo de 12 personas a bordo (tripulación incluida). “Deben tener una eslora máxima de 24 metros, a lo lago de la costa española, y dentro de la zona incluida entre esta y la línea de 60 millas paralela a la misma”, detalla Zaragoza. Finalmente, afirma que, si se quiere navegar con un barco a vela, hay que tener aprobado el examen teórico de uno de esos títulos y realizar cuatro salidas de prácticas a vela de cuatro horas.

5. ¿Hay que actualizarla?

“La licencia de navegación no caduca, se puede usar toda la vida sin necesidad de renovarla”, recuerda la portavoz de SamBoat. El resto de títulos tienen un periodo de validez de 10 años. Si el portador del título de navegación tiene más de 70 años, tendrá que renovarlo antes de los cinco años, generalmente cada dos.

Normas
Entra en El País para participar