La deuda de Merlin baja 2.068 millones tras la venta al BBVA

La inmobiliaria gana 491,6 millones en el semestre, un 158% más; repartirá un dividendo de 0,75 euros por acción por la operación.

Ismael Clemente, consejero delegado de Merlin Properties.
Ismael Clemente, consejero delegado de Merlin Properties.

La venta de 659 oficinas de BBVA al banco presidido por Carlos Torres ha rebajado sustancialmente el pasivo de la socimi Merlin Properties. La desinversión, que incluía también tres edificios singulares, se completó el pasado 15 de junio con el traspaso de la sociedad Tree Inversiones Inmobiliarias, dueña de esos activos alquilados a BBVA, a la entidad financiera.

En los resultados del segundo trimestre remitidos a la CNMV, la socimi comunica que la venta ha provocado una reducción sustancial de la deuda hasta situarse en el 27,4%, “tras el repago de 2.068 millones de euros de deuda bruta entre los que se encuentran 670 millones del préstamo hipotecario de la cartera de BBVA, 850 millones de deuda sindicada y 548 millones de la cancelación del bono de 2022”. Merlin Properties también destaca que el 100% de la deuda es a tipo fijo y que el 98% de la misma es sin garantía hipotecaria.

Bonos verdes

La posición de liquidez de la compañía asciende a 1.773 millones, con lo que la socimi precisa que “esta situación financiera permite capear tiempos convulsos con relativa tranquilidad”. Adicionalmente, el 100% de los bonos emitidos se han convertido en bonos verdes.

De este modo, Merlin Properties cerró el primer semestre con unos ingresos totales de 226,6 millones de euros, entre los que se incluyen rentas brutas de 222,6 millones, un resultado de explotación de 165,8 millones de euros, un beneficio operativo de 157,5 millones, un 19,5% más que en 2021; y un beneficio contable de 491,6 millones, un 158,3% más que en el mismo periodo del año anterior.

Empuje de la logística

La nueva valoración de activos de la firma arroja que creció un 1,2% en términos comparables respecto al cierre de 2021 hasta los 11.390 millones de euros a finales de junio, según las tasaciones realizadas por Savills, CBRE y JLL. Por categorías de activos, destaca la cartera de logística, con un alza del 3,6%; la de oficinas, con un incremento del 1,2% y la de centros comerciales, con una subida del 0,4%.

Dentro de su política de rotación de activos no principales, Merlin realizó desinversiones por importe de 111,2 millones de euros con una prima del 8,9% sobre la tasación. Entre esas desinversiones se incluyeron cuatro edificios de oficinas que comprenden una superficie de 33.738 metros cuadrados, un local comercial y una participación minoritaria en un edificio de oficinas.

Por otro lado, Merlin anunció también que ha acordado la venta del 50% de su participación en la socimi Silicius por 80,9 millones de euros.

Normas
Entra en El País para participar