Alimentación

Incarlopsa, proveedor de jamón de Mercadona, crece un 5% y supera los 900 millones en ventas

El 63% de la facturación la generó con la compañía de Juan Roig

Incarlopsa, proveedor de jamón de Mercadona, crece un 5% y supera los 900 millones en ventas

Industrias Cárnicas Loriente Piqueras (Incarlopsa), la compañía cárnica que provee a Mercadona de jamón y otros productos cárnicos, cerró el ejercicio 2021 con un nuevo récord de facturación, tras crecer un 5% respecto al año anterior y superar, por primera vez en su historia, la barrera de los 900 millones de euros.

La empresa radicada en Tarancón alcanzó una cifra de negocios de 927,5 millones de euros, dando continuidad a un periodo de seis años consecutivos de crecimiento. Desde 2016, las ventas de la compañía, propiedad al 100% de la familia Loriente Piqueras, han crecido un 75%.

En el caso del ejercicio 2021, Incarlopsa explica la mejora por la "estrategia de diversificación" y su apuesta por la internacionalización. En este último caso, las exportaciones crecieron durante el pasado año un 17,5% hasta los 84,5 millones. Em el mercado nacional el crecimiento fue del 4%, hasta 843,1 millones de euros. El 63% de la facturación total de la compañía la genera con Mercadona, un importante porcentaje pero que año tras año decrece. En 2020 este era del 64,4%, y en 2019, del 67%. Hace casi 10 años esa proporción alcanzaba el 77%.

Pese a la mejora de los ingresos, las circunstancias que marcaron los últimos meses del año pasado mermaron la rentabilidad del grupo. El ebitda se redujo un 24% hasta 59 mllones, mientras que el beneficio neto lo hizo un 44% hasta 20,4 millones, el más bajo de los últimos años. "A los efectos derivados de la pandemia de la Covid-19, hay que añadir el crecimiento exponencial experimentado por el precio de la energía y de los costes de logística y distribución que se han traducido en un incremento de los gastos operativos relacionados con ambos factores", explica la compañía.

Su consejero delegado, Clemente Loriente, apunta en la memoria anual que "la incertidumbre ha continuado en este ejercicio, sumando a los efectos derivados de la pandemia el exponencial crecimiento del precio de la energía y de los costes de logística y distribución, que no hicieron sino anticipar los peores temores inflacionistas que estamos constatando en 2022". Este añade que, "el incremento de los costes energéticos y de distribución han impactado significativamente en el resultado operativo del ejercicio y en nuestro beneficio neto".

Normas
Entra en El País para participar