Reimaginar la medicina

Los laboratorios del futuro están enfocados en las terapias personalizadas de precisión y el diagnóstico molecular

Reimaginar la medicina

La pandemia ha puesto sobre la mesa la importancia del sector farmacéutico innovador. La industria dibuja un futuro donde confluirán dos revoluciones: la digital y la biomédica. En los próximos años asistiremos a un “avance en la terapéutica hasta ahora desconocido” que dará lugar a “una nueva forma de tratar las enfermedades”, sostienen desde Farmaindustria.

Los laboratorios perfeccionarán los logros alcanzados en la medicina personalizada de precisión a través de nuevas estrategias basadas en la digitalización y el uso del big data, indican. Hoy en día, el 50% de los medicamentos que se investigan tienen el potencial de ser tratamientos personalizados. Crear registros de pacientes, generar plataformas seguras para compartir información procedente de la práctica clínica real o conectar bases de datos sanitarios de diferentes países posibilitarán alcanzar más y mejores tratamientos que mejoren la vida de los pacientes.

Juan Álvarez, director médico de Pfizer en España, destaca la importancia de ampliar las bases de datos, explotar las posibilidades de la inteligencia artificial y profundizar en el conocimiento del genoma. “Los laboratorios podrían tener datos en tiempo real a través de dispositivos que lleven los pacientes (wearables)”, asegura.

Crear registros de pacientes o conectar bases de datos de distintos países, la meta

Apostar por las terapias génicas y celulares es el gran desafío de los próximos años para Bayer. “Entraremos en nuevas áreas terapéuticas y desarrollaremos fármacos para diversas enfermedades, incluyendo huérfanas y raras”, asevera Guido Senatore, director médico en España. Estas terapias, advierten desde Novartis, tienen un alto potencial curativo en patologías sin alternativa de tratamiento hoy en día.

Federico Plaza, director de asuntos corporate de Roche España, considera que la investigación se centrará cada vez más en las alteraciones moleculares que están detrás de las enfermedades graves. El diagnóstico molecular, a través de la secuenciación del genoma y el uso del big data y la inteligencia artificial, permitirá enfrentar con garantías algunos tipos de cáncer y un buen número de enfermedades raras.

Un horizonte de nuevas posibilidades

El diseño de los ensayos clínicos cambiará con el uso de pacientes virtuales (avatares diseñados por ordenador que replican casos clínicos), los modelos 3D y la realidad virtual.

Dosis únicas. A través de terapias celulares y génicas, Novartis desarrollará tratamientos de dosis únicas que curarán o cambiarán radicalmente el curso de la enfermedad.

Células madre. La investigación en terapias con células madre (pluripotentes inducidas o CPPi) creará nuevas herramientas para luchar contra el párkinson, el alzhéimer o ciertos cánceres.

Datos. A través de dispositivos que portarán los pacientes, los profesionales sanitarios podrán detectar en tiempo real alteraciones fisiológicas o cambios en los niveles de glucosa en sangre.

En el área oncológica, el uso de biomarcadores permitirá definir el pronóstico y la respuesta al tratamiento en ciertos tumores, dentro de un modelo de medicina personalizada.

Normas
Entra en El País para participar