Comercio electrónico

Amazon compartirá más datos con sus vendedores tras un acuerdo antimonopolio con Bruselas

La medida, avanzada por el Financial Times, permitirá cerrará dos investigaciones que tiene abiertas

Logo de Amazon en su centro de Staten Island, Nueva York.
Logo de Amazon en su centro de Staten Island, Nueva York.

Amazon compartirá más datos con las empresas que venden a través de su marketplace y ofrecerá a los compradores una mayor variedad de productos, como parte de un acuerdo alcanzado por la multinacional con los reguladores antimonopolio de la UE, que cerrarán dos investigaciones que tienen abiertas contra la compañía por posibles prácticas contra la competencia, según informó ayer el Financial Times.

El periódico británico aseguró que los detalles del acuerdo se están compartiendo con los rivales de Amazon para asegurarse de que las medidas acordadas eliminan sus preocupaciones antes de que la Comisión Europea anuncie formalmente el acuerdo, algo que podría ocurrir después del verano.

Como parte del acuerdo, Amazon permitirá que los vendedores externos presentes en su mercado accedan a más información que pueda ayudarlos a vender más productos a través de su marketplace.

Bruselas abrió en julio de 2019 una investigación preliminar contra Amazon por haber utilizado en su propio beneficio información confidencial de empresas que utilizan su marketplace, violando de esta forma las reglas comunitarias de competencia. La Comisión presentó cargos contra ella en noviembre de 2020. Amazon funciona como vendedor en línea pero también ofrece su plataforma como escaparate y mercado para otras empresas.

La otra investigación contra la compañía se centra en si Amazon favorece de manera artificial a los vendedores que también utilizar sus servicios logísticos y de reparto.

Un acuerdo con Bruselas supondría que Amazon evitará cargos formales por violar la ley de la UE y fuertes multas de hasta el 10% de los ingresos globales. También las autoridades comunitarias evitarían entrar en una larga batalla legal en los tribunales de la UE y garantizarían el cumplimiento de normas digitales más estrictas antes de que entren en vigor el próximo año, añadió el citado  medio. Este martes, el Parlamento Europeo aprobó las leyes DSA (Digital Services Act) y la DMA (Digital Markets Act), que pretenden controlar el poder de mercado de las big tech.

Según algunas fuentes consultadas, los detalles del acuerdo y el momento de formalizarlo podrían cambiar. 

Normas
Entra en El País para participar