'Delivery'

Bruselas inspecciona por sorpresa a Delivery Hero y Glovo en una investigación antimonopolio

La Comisión Europea investiga a ambas compañías para comprobar si han violado las reglas que prohíben establecer cárteles y prácticas comerciales restrictivas

Un repartidor del Glovo en Barcelona.
Un repartidor del Glovo en Barcelona.

La Comisión Europea ha llevado a cabo inspecciones sin previo aviso en Delivery Hero y Glovo por
sobre posibles prácticas anticompetitivas. La plataforma española, participada mayoritariamente por la alemana Delivery Hero, ha reconocido hoy que las autoridades europeas se han puesto en contacto con ella en el marco de una investigación antimonopolio y ha asegurado que está cooperando plenamente.

La empresa alemana de comida a domicilio también reconoció a primera hora de este miércoles que la Comisión había realizado una inspección en sus oficinas de Berlín. La declaración se producía después de que trascendiera que Bruselas había llevado a cabo inspecciones por sorpresa en las instalaciones de plataformas online para la distribución de alimentos a domicilio, tras sospechar que establecieron acuerdos ilegales para repartirse el mercado de reparto de estos productos en parte de la UE. La compañía alemana también dijo que se comprometía a cooperar plenamente con la Comisión.

Bruselas indicó en un comunicado que le preocupa que las compañías, de las que no reveló nombre, hayan violado las reglas que prohíben establecer cárteles y prácticas comerciales restrictivas. También precisó que las pesquisas han tenido lugar en dos Estados miembro diferentes y en cooperación con las autoridades nacionales. No desveló tampoco los países donde están instaladas dichas plataformas. 

"Estamos seguros de que Glovo cumple todos los requisitos antimonopolio", dijo la empresa española en un comunicado, añadiendo que está cooperando "activamente" con las autoridades de la Comisión "para ayudar en su investigación". 

Las autoridades europeas puntualizaron que "la investigación se refiere a un supuesto acuerdo o práctica concertada para compartir los mercados nacionales de pedidos y entregas en línea de alimentos, comestibles y otros bienes de consumo en la Unión Europea". 

Portavoces de Uber Eats, Deliveroo, Bolt, Gorillas y Flink aseguraron que no están afectados, según informa Reuters.

La CE advirtió que estas inspecciones sorpresa "son un paso preliminar" para actuar ante las sospechas de prácticas anticompetencia y aclarar lo ocurrido antes de decidir cómo avanzar en la investigación del caso, por lo que insistieron en que estas inspecciones no significa que las empresas sean culpables de actuar en contra de las normas de competencia  ni prejuzga el resultado de la investigación de Bruselas. 

La Comisión señaló que no existe una fecha límite para concluir su investigación preliminar en caso de prácticas que puedan contravenir las reglas comunes en materia de competencia, y que su duración depende de una serie de factores, como la complejidad del caso, el grado de cooperación de las empresas afectas.

Según las regla europeas, las compañías que hayan participado en carteles confidenciales para pactar su actividad en el mercado pueden conseguir inmunidad para beneficiarse de una reducción de la multa o librarse totalmente de ella si colabora con los servicios comunitarios en su investigación, informa Europa Press. Las empresas culpables de infringir las normas antimonopolio de la UE se enfrentan a multas de hasta el 10% de su facturación. 

Normas
Entra en El País para participar