Automóvil

Mercedes-Benz ofrece una subida salarial del 5%

Próxima reunión con los sindicatos con otros dos días de huelga esta semana

Mercedes-Benz ofrece una subida salarial del 5%

La dirección de la planta de Vitoria de Mercedes-Benz (MB) ha trasladado a los sindicatos una propuesta de subida salarial del 5 % para este ejercicio y del 2 % anual para el periodo 2023-2026. Con el abono de una paga extra de 250 euros cada septiembre y desde este mismo año. Además, la marca de la estrella se compromete a otra paga de 2.000 euros con cargo a 2021. Sindicatos y empresa se han reunido este martes tras las tres jornadas de paro de la semana pasada que paralizaron la producción de las instalaciones de Vitoria.

En juego está una inversión de 1.200 millones en Vitoria y el objetivo de MB de ensamblar 190.000 vehículos este año en las instalaciones alavesas, lo que supondría su récord histórico. La negociación del nuevo convenio para el periodo 2021-2026 se ha enquistado durante más de año y medio y pese a cerca de cuarenta reuniones entre ambas partes.

La marca de la estrella también ha puesto sobre la mesa la firma de 250 contratos relevo para empleados que cumplan 61 años y seis meses durante la duración del próximo convenio, además de la integración en plantilla con contrato indefinido de 150 profesionales ahora temporales. El grupo está dispuesto asimismo a crear "puestos protegidos para 150 personas". MB propone un calendario laboral de 214 días con el compromiso de avisar con diez días de antelación a los empleados que tengan turnos en fin de semana. MB reforzará las jornadas de los sábados, domingos y festivos con nuevos empleados que asumirán el 80 % del trabajo en esos turnos.

El 20 % restante pudiera cubrirse con personas en plantilla que cobrarían un plus anual de 4.500 euros y una reducción de la jornada en 200 horas. Cada empleado limitaría a 20 jornadas al año el acudir al centro de Vitoria los fines de semana. También pudiera haber una paga de 500 euros si la producción anual supera las 200.000 unidades. Y la retribución por un cumplimiento al 100 % de los resultados pasaría de 537 a 700 euros.

Con estas novedades, la mayoría sindical, representada por las centrales UGT, CCOO, PIM y Ekintza, ha desconvocado la jornada de huelga de este miércoles, mientras la mantienen los sindicatos ELA, LAB y ESK. En una próxima reunión se tratarán los paros para el jueves y viernes de esta semana.

La jornada de este martes fue clave para acercar posturas entre la dirección de MB en Vitoria y los sindicatos, que reclaman un nuevo convenio que no esté ligado a más medidas de flexibilidad organizativa, como la de trabajar los domingos, bajo el modelo de "la sexta noche". Las centrales también piden una subida salarial ligada al IPC real. En juego estaban las tres nuevas jornadas de paro esta semana, una ya desconvocada. 

Durante el día llegaron varios mensajes desde la administración para intentar rebajar la tensión entre ambas partes. Arantxa Tapia, consejera de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente del Gobierno vasco, de viaje oficial esta semana por Alemania, pidió a empresas y sindicatos un acercamiento en los planteamientos porque la inversión de 1.200 millones "es una oportunidad que nadie puede permitirse dejar pasar".

Por su parte, el diputado general de Álava, Ramiro González, pidió aportaciones para desbloquear la situación. En una situación inédita en más de dos décadas en la mayor fábrica de Euskadi, las protestas ya paralizaron la actividad durante tres jornadas laborables del pasado mes de junio. En cada una de ellas se dejaron de ensamblar 700 vehículos. La planta tiene 5.000 trabajadores directos y genera otros 13.000 empleos.

El Gobierno vasco ha manifestado en varias ocasiones su preocupación por un conflicto que deja en el aire una inversión de 1.200 millones. Por este motivo, el lehendakari Iñigo Urkullu ha programado un viaje a Alemania esta semana. En concreto a la ciudad de Stuttgart, donde tiene su sede la multinacional Daimler, propietaria de Mercedes-Benz. Este miércoles se entrevistará con Mathias Geiser, consejero delegado de la división de furgonetas de la marca de la estrella.

Normas
Entra en El País para participar