Alemania emitirá un préstamo de hasta 10.000 millones de euros para rescatar a Gazprom Germania

El dinero se destinará a estabilizar las finanzas de la filial germana, impactadas tras el corte de suministro de gas ordenado por Rusia

Sede de Gazprom Germania, en Berlín.
Sede de Gazprom Germania, en Berlín.

El Gobierno alemán se prepara emitir un préstamo millonario para rescatar la filial alemana de la empresa de gas rusa Gazprom, que ha estado desde el pasado abril bajo la tutela de la Agencia Federal de Redes para garantizar el suministro de energía al país en medio de las tensiones con Rusia. 

En concreto, se espera que el banco estatal KfW Group emita en la próxima semana un préstamo de entre 5.000 y 10.000 millones de euros para rescatar a Gazprom Germania. El dinero se destinará a estabilizar las finanzas de la empresa que, tras el corte de suministro ordenado por el Kremlin, se vió obligada a comprar en el pool eléctrico, a precios mucho más altos, la energía que ya tenía comprometida para sus clientes.

El regulador energético de Alemania, Bundesnetzagentur, ha señalado en un comunicado que todos los involucrados con la filial germana están "trabajando intensamente para mantener las operaciones comerciales en marcha", aunque no ha querido comentar nada acerca del posible préstamo.

Gazprom Germania cuenta con varias locaciones de almacenamiento de gas en Alemania, incluyendo la instalación más grande del país. Además, es dueña de Wingas GmbH, desde donde se abastecen los principales usuarios industriales del país. También tiene un negocio minorista que en 2020 suministró la quinta parte del gas comercial utilizado en Reino Unido, una filial en Londes y un negocio de Gas Natural Licuado (GNL), lo que la convierte en un centro energético para el mercado europeo.

Actualmente, el Gobierno alemán se debate entre qué hacer con las filiales de las empresas rusas y sus activos en el país, cruciales para el suministro energético y la seguridad de Alemania. El abanico de opciones va desde el fideicomiso hasta tomar el control de las empresas de energía rusas. De hecho, en abril, el Gobierno presentó un conjunto de medidas que permitían a Berlín nacionalizar las compañías; entre las que se contempla el financiamiento a través de préstamos del Banco KfW.

La tutela del Gobierno alemán sobre Gazprom Germania finalizará el próximo 30 de septiembre, pero todavía no hay planes definitivos de qué pasará a partir de esta fecha.

Normas
Entra en El País para participar