Estas son las grandes fortunas de España (y hay alguna sorpresa)

El patrimonio de Amancio Ortega sigue subiendo y entra en el décimo puesto de la lista de ‘Forbes’ el dueño de Abanca

Amancio Ortega será este martes un poco más rico si cabe, ya que cobrará 646,8 millones de euros en concepto de dividendos. Será la última retribución del ejercicio que el grupo Inditex abonará a sus accionistas. En total, el fundador y principal propietario de la compañía textil gallega ingresará este año por esta vía 1.294 millones de euros. Sigue siendo de lejos la primera fortuna de España, con un patrimonio, según la lista que publica este martes Forbes sobre las 100 grandes fortunas nacionales, de 67.000 millones de euros. En el último año, la riqueza de Ortega se incrementó en 10.000 millones de euros, tras el traspié del año pasado en el que redujo 6.000 millones su patrimonio, pasando de los 63.000 millones de 2019 a 57.000.

El segundo puesto de la citada clasificación lo ocupa, como en ediciones anteriores, pero a gran distancia en cuanto a la cuantía, su hija Sandra Ortega, que acumula una fortuna de 6.300 millones, 700 más que el año pasado, en el que perdió, debido a la pandemia, 400 millones de euros. El podio lo completa Rafael del Pino, que recupera el patrimonio de 4.100 millones de euros que tenía en 2019, tras perder el año pasado 900 millones. El presidente de Ferrovial vuelve al mismo puesto de hace dos años, el que le arrebató el pasado ejercicio Juan Roig, que ocupa ahora la cuarta posición. El presidente de Mercadona, con una riqueza de 3.700 millones, fue uno de los grandes beneficiados por la crisis sanitaria: en 2020 incrementó su fortuna en 1.400 millones, pasando de los 2.700 a 4.100 millones.

Al margen de este baile de puestos, la gran sorpresa en la lista de este año es la entrada, directamente al quinto puesto, del banquero de origen venezolano y propietario de Abanca Juan Carlos Escotet, que acumula un patrimonio de 2.700 millones. Se mantiene en la sexta posición Juan Abelló, con 2.500 millones, 200 menos que en 2020, año en el que incrementó su riqueza en 500 millones. Le sigue con 2.300 millones Alicia Koplowitz, propietaria de Omega Capital, que sube un puesto tras ganar en el último ejercicio 100 millones más, y ocupa el que deja la esposa de Juan Roig, Hortensia Herrero, uno de los mayores ascensos el año pasado en la lista, ya que pasó del puesto 12º, con 1.600 millones, al sexto, con 2.400 millones. Este año se deja en el camino 100 millones.

En el noveno puesto del escalafón, y baja uno, se mantiene María del Pino, consejera de Ferrovial y presidenta de la Fundación Rafael del Pino, que en el último ejercicio ha incrementado su patrimonio 300 millones y acumula 2.200 millones. Ocupa el puesto que tenía el propietario de General de Galerías Comerciales, Tomás Olivo, que deja el top ten, después de varias ediciones, y cae con 1.300 millones a la 16ª posición, tras perder 500 millones.

El protagonista de la segunda mayor subida en este ranking, hasta el décimo puesto, la protagoniza el empresario vasco Daniel Maté, uno de los principales accionistas de la minera Glencore, que el año pasado anunció que dejaba sus funciones como principal ejecutivo y que atesora 2.200 millones, 1.000 millones más que en 2020, año en el que perdió 400 millones, lo que le hizo caer al puesto 20º desde el 13º.

Entre las 20 primeras grandes fortunas, además de las anteriormente citadas, asciende, desde el puesto 14º al 11º, el mismo que ocupaba hace dos años, Sol Daurella, presidenta de Coca-Cola European Partners, que aglutina un patrimonio de 1.900 millones de euros, 600 más que en 2020, año en el que disminuyó su hacienda en 300 millones.

Entre los 50 más ricos de España se encuentra Julio Iglesias, en el puesto 38º, con 750 millones, a quien este año le ha disminuido la fortuna en 50 millones, lo que le ha hecho perder nueve puestos en la lista. Le sigue en este listado Carmen Thyssen-Bornemisza, con un patrimonio de 750 millones de euros, 150 más que en 2020. Cabe recordar que el Gobierno aprobó este verano el acuerdo, firmado por Carmen Cervera y el Ministerio de Cultura, de alquiler de la colección de arte que la baronesa tiene cedido al Museo Thyssen, que supone un arrendamiento de 6,5 millones anuales durante 15 años.

Las 100 personas más ricas de España han acumulado 153.575 millones de euros durante este año, el más verde, al ser las energías renovables las que más se refuerzan en la lista con la presencia de José Elías, accionista mayoritario de Audax Renovables, con 900 millones de euros; José María Galíndez, con 400 millones por sus inversiones en Solar Pack; Dolores Larrañaga, principal accionista de Solaria, con 375 millones; o Enric Asunción, presidente y cofundador de Wallbox (firma especializada en puntos de recarga para vehículos eléctricos), con 325 millones. En total, estas 19 incorporaciones aportan un total de 2.800 millones de euros.

La lista de 2021 la cierran José Riquelme, Joseba Grajales, Miguel Ángel y Mar García-Baquero, Jorge, Josep y Oriol Puig con 250 millones cada uno.

Minoría de mujeres

En cuanto a la división por género, sigue siendo minoritaria, con un 30%, la presencia de mujeres en el ranking. De hecho, la riqueza media de los hombres de la lista asciende a 1.511 millones de euros, y la de las mujeres, a 993 millones. 

Por regiones, Madrid es la comunidad que más mujeres multimillonarias aporta al ranking con 19 fortunas que acumulan 12.875 millones. Después aparece Cataluña, con 18 mujeres y una suma de 8.550 millones de euros. En el otro extremo se encuentran Extremadura y Navarra, donde ninguna mujer tiene más de 30 millones de euros.

En esta edición quedan fuera de la lista: Asunción Manzanet, propietaria de Sorman; Silvia Mora-Figueroa Domecq, propietaria de Agriculturas Diversas; Aurèlia Carulla, accionista de Agrolimen, o Montserrat Grifols Gras, accionista del grupo farmacéutico Grifols.

También quedan al margen de esta clasificación deportistas españoles, como Rafa Nadal y Fernando Alonso que, a pesar de no figurar en la lista de los 100 españoles más ricos, acumulan una riqueza de 225 millones de euros, seguidos de Sergio Ramos, Iniesta y Piqué con 100 millones cada uno. Salvo Andrés Iniesta, los deportistas españoles tampoco están entre los internacionales más ricos y tres han sido desplazados del ranking The World’s highest-paid athletes, de Forbes.

El tenista Rafael Nadal ocupó el 27º puesto en 2020 con ingresos de 40 millones de dólares, pero este año ha saltado más allá del 50º puesto. El piloto de Fórmula 1 Fernando Alonso fue el 39º en 2018, con 32 millones de dólares, pero ya en 2019 quedó fuera. Por su parte, Pau Gasol, que en 2014 ocupaba la posición 57ª con 21,8 millones de dólares, saltó del ranking en 2015.

Normas
Entra en El País para participar