Infraestructuras

Acciona se impone ante Aqualia en dos proyectos de aguas residuales en Arabia Saudí

Se alza con la mejor oferta para contruir y operar las plantas de tratamiento de las ciudades de Medina, Buraydá y Tabuk

Logotipo del grupo Acciona.
Logotipo del grupo Acciona.

El duelo entre las españolas Acciona Agua y FCC Aqualia por dos contratos de gestión de aguas residuales de Saudi Water Partnership Company, en Arabia Saudí, se ha decantado a favor de la primera. La filial de Acciona tiene un 35% del consorcio adjudicatario, del que forman parte las locales Tawzea (35% de participación) y Tamasuk (30%).

El primero de los concursos es el de la construcción de dos plantas de tratamiento de aguas residuales para las ciudades de Buraydá y Tabuk, respectivamente, así como la explotación de ambas durante 25 años. La primera es la capital de la provincia central de El Kasim. La segunda, conocida por alojar la mayor base aérea de Arabia, da nombre a la región de Tabuk, en la zona noroeste y cercana a la frontera con Jordania. El consorcio de Acciona se ha alzado con la oferta preferente.

El segundo proceso en el que Acciona Agua ha presentado la mejor oferta es el de la construcción y operación de una nueva planta de tratamiento de aguas residuales en Medina, ISTP Medina 3. La gestión se extenderá por 25 años. Su capacidad será de 200.000 metros cúbicos diarios, ampliables a 375.000. Antes de la final con Aqualia, Acciona ha tenido que competir por este contrato con Veolia, Marubeni, GS Inima y Metito. En total, más de 60 empresas mostraron interés ante la llamada de la Saudi Water Partnership Company.

Oferta de reserva

La filial de FCC, Aqualia, había acudido a ambas licitaciones formando equipo con las saudíes Alfanar y Al Khorayef. La oferta de este segundo consorcio queda en la reserva por si no hubiera acuerdo final con Acciona y sus socios.

Arabia es uno de los países más activos en la promoción de infraestructuras para la gestión del ciclo del agua. La Estrategia Nacional de Agua 2030 (NWS 2030) busca plantar cara a las fuertes carencias de agua; alcanzar un 90% del suministro urbano a través de agua desalada; el desarrollo de una red de sistemas de transmisión de agua potable que conecte las urbes con desaladoras, y la construcción de distintas plantas de tratamiento de aguas residuales.

Normas
Entra en El País para participar