Las Bolsas evitan el batacazo y el Ibex salva los 8.900

Las ventas se concentran en los sectores más cíclicos, con el petróleo cayendo más del 3%

El euro pierde los 1,17 dólares y retrocede a mínimos de noviembre

Las Bolsas evitan el batacazo y el Ibex salva los 8.900 pulsa en la foto

La oleada de ventas con que comenzó hoy la sesión ha quedado contenida al cierre. La apertura de Wall Street, con descensos más moderados que los que sufrían las Bolsas europeas, ha sido decisiva para frenar los números rojos y el mercado de renta variable ha vuelto a demostrar hoy su resistencia a corregir. La fuerte liquidez y la falta de opciones de inversión más rentables que la Bolsa han pesado más que el temor al freno de la economía global a causa de la variante delta o al tapering de la Fed con que comenzó la jornada.

El Ibex ha finalizado la sesión con una caída del 0,76%, hasta los 8.902,2 puntos, que llegó a ser del 1,79% en la mañana. El resto de Bolsas europeas también han contenido los descensos, aunque sufren pérdidas superiores al Ibex, cercanas al 2%. El índice más castigado es el Cac francés, lastrado por las ventas en el sector del lujo y que sí corrige desde los máximos históricos de la semana pasada. En Wall Street, tras las caídas del entorno del 1% registradas ayer, los principales índices cerraron prácticamente planos. De esta forma, el S&P 500 y el Nasdaq subieron un ligero 0,13% y 0,11%, respectivamente, mientras el Dow Jones cayó el 0,19%.

IBEX 35 8.873,10 -0,04%
EUROSTOXX 50 4.158,51 -0,87%
Petroleo Brent 79,020 1,191%
EUR x USD 1,1722 0,068%
NIKKEI 225 30.262,95 0,05%

Los ingredientes con los que se ha cocinado la amenaza de corrección de hoy son el caos geopolítico derivado del golpe de estado en Afganistán, el miedo a que la versión delta del Covid-19 vuelva a paralizar la economía, la constatación de que China está frenando su crecimiento y el miedo a que los apoyos de los bancos centrales vayan desapareciendo. Pese a la contención de los índices al cierre, el día sí deja importantes caídas en los sectores más cíclicos y rondan el 4% en las materias primas o las ventas minoristas.

La campaña de resultados del primer semestre, con beneficios que superaron las previsiones y un nivel de sorpresas positivas en máximos histórico, había extendido los máximos históricos del S&P y el Dow Jones y también del Stoxx 600 europeo y del CAC francés. Los inversores recogieron con especial intensidad esta mañana beneficios ante la evidencia de que el coronavirus sigue haciendo mella en la economía y de que el recorte de las compras de deuda de la Fed terminará por llegar. El mensaje que dejan las actas de ayer es que el tapering no será inmediato, pero sí podría iniciarse a finales de año, un escenario que ya descontaba el mercado, pero que constata el documento.

Además, fruto del creciente temor a un freno en el crecimiento por la variante Delta, Goldman Sachs ha rebajado su previsión de crecimiento para el PIB de EE UU en el tercer trimestre al 5,5%, desde el 9%, por el efecto que tal variante va a causar en la producción y en el gasto del consumidor. El banco estadounidense ha recortado también su estimación de alza de PIB en EE UU este año al 6% desde el 6,4% anterior y por debajo del 6,2% del consenso de mercado.

En el Ibex, ArcelorMittal es, de lejos, el peor valor  con una caída del 7,04%. Acerinox, BBVA, y Repsol han perdido más del 3%. Logran librarse de los números rojos las compañías relacionadas con la energía. Con toda suficiencia se desligan de las órdenes de venta Iberdrola, que ha sumado el 1,96%, y Red Eléctrica, con un alza del 2,3%. Pero también han cerrado al alza Siemens Gamesa, Solaria, Endesa y Naturgy. Grifols, con un alza del 4.24%, lidera el selectivo.

La agenda de eventos macroeconómicos de este jueves 19 de agosto está marcada por el dato de paro semanal en Estados Unidos, un papel más que servirá a Jerome Powell como guía para la retirada (o no) de los estímulos. El número de subsidios de desempleo de los últimos siete días concluidos el 13 de agosto fue de 348.000, por debajo de los 365.000 estimados, en su cifra más baja desde que estalló la pandemia.

La semana que viene, del 26 al 28 de agosto, se celebrará la clásica reunión de banqueros centrales en Jackson Hole, y existen grandes expectativas sobre posibles indicaciones más concretas sobre la política monetaria del Banco Central estadounidense. Estará Powell, pero faltará la jefa del BCE, Christine Lagarde.

En medio de las dudas sobre el crecimiento económico y la política monetaria, el petróleo continúa en su espiral bajista, pese a los momentáneos intentos de rebote de las últimas sesiones. El barril de Brent retrocedió un 2,54% y el West Texas se dejó un 2,23%, cayendo a mínimos de mayo. Su cotización, junto con la de los valores de materias primas, es la que refleja más fielmente el temor a un freno en el alza del PIB.

En el mercado de renta fija, pese a todo, la tranquilidad continúa reinando, sin que cale aquí el nerviosismo por el tapering. El rendimiento del bund alemán a 10 años está en el -0,5%, mientras que la deuda española a ese plazo paga un 0,2% y la estadounidense, un 1,2%. Ante la volatilidad en la Bolsa, los inversores han acudido hoy a la deuda soberana, propiciando la caída en la rentabilidad. Lo mismo ocurre en el mercado de divisas, donde el euro ha caído el 0,2% frente al dólar, un retroceso que supone perder el nivel de los 1,17 dólares y regresar a mínimos de noviembre de 2020.

Normas
Entra en El País para participar