El renacimiento de los espacios de trabajo

La Nueva Bauhaus Europea de Bruselas pretende fomentar la creatividad y la sostenibilidad y poner el foco en el medio ambiente

El contexto pandémico, que día tras día vamos dejando atrás, nos alumbra un nuevo horizonte social en el que se sucederán algunos de los cambios y avances que no han podido tener lugar en estos últimos años. Una de las transformaciones más ambiciosas es la puesta en marcha por la Comisión Europea para adaptar los espacios vitales, en la que convergen el arte, la creatividad, la cultura, la diversidad, la ciencia y la tecnología: la Nueva Bauhaus Europea.

A partir de esta iniciativa, defendida por la presidenta, Ursula von der Leyen, se persigue potenciar las soluciones sostenibles, reinventar los espacios para que sean accesibles e inclusivos, y, además, planificar las nuevas oportunidades con las que transformar y poder mejorar la vida de las personas. Todo ello poniendo el acento sobre el cuidado del medio ambiente, el eje sobre el que se vertebra toda la propuesta.

Desde su fase de diseño, la concepción de los proyectos tiene en cuenta varios factores que aportan a la sostenibilidad: desde la eficiencia energética o el consumo de agua, hasta el tratamiento de los residuos. Su diseño ha de contemplar materiales sostenibles y con el menor impacto ecológico posible.

En definitiva, lo que se plantea con este nuevo espacio europeo es una oportunidad para ser mejores, tanto como personas, como profesionales. No se trata únicamente de construir edificios sostenibles, sino de que todo su diseño responda a las ideas de la economía circular. De esta forma, afrontamos un tiempo apasionante, en el que veremos evolucionar en tiempo récord nuestra forma de ver la arquitectura y la organización social.

Sin duda, en todo este proceso las empresas tenemos mucho que decir. ¿Qué puedo hacer yo como organización para mejorar mi entorno? ¿Cómo puedo desarrollar espacios atractivos, sostenibles y que, a la vez, fomenten la creatividad y la cultura?

Se trata de satisfacer las necesidades de las personas, yendo un paso más allá de la dimensión material; de poner el foco en la creatividad y la sostenibilidad dentro de nuestro entorno laboral. Esto significará crear espacios de trabajo que permitan fluir la colaboración y la participación de todos los equipos, de manera que todos los profesionales puedan satisfacer sus necesidades y, así, repercutir en su bienestar.

Si algo podemos sacar en positivo de la situación vivida durante la pandemia es que queremos encontrar espacios más abiertos, más versátiles, en los que se pueda socializar, siempre con el objetivo de fomentar el sentimiento de comunidad y pertenencia. Es decir, espacios que sean diversos, flexibles y dinámicos.

La Nueva Bauhaus aspira a impactar, en última instancia, en la forma en que vivimos como sociedad. Por ello, todos los actores sociales debemos impulsar espacios que se puedan adaptar a la eficiencia energética, a la nueva movilidad de futuro, a la sostenibilidad; para que se creen entornos en los que la creatividad humana se potencie hasta nuevos límites. Esperamos que, más pronto que tarde, este proyecto pueda convertirse en una realidad y que los espacios que se creen a partir de ahora sigan la premisa de ser constructivos para la creatividad, la sostenibilidad, la accesibilidad y que impulsen los cambios tan necesarios para un futuro que esperamos apasionante.

Alejandro Pociña es presidente de Steelcase Iberia