Banca

El BCE levantará este viernes el veto al dividendo y a la recompra de acciones

El supervisor tiene vías para limitar el pago al accionista en función del banco

Sede del BCE
Sede del BCE

El Banco Central Europeo tiene previsto anunciar hoy viernes el levantamiento del veto a los dividendos de la banca europea 16 meses después de que decidiese recomendar al sector que anularan las remuneraciones a los accionistas, bien a través de dividendos, bien a través de la recompra de acciones. Aunque a mediados de diciembre levantó ligeramente la mano y permitió que gran parte de la banca pudiese repartir un dividendo no superior al 15% de los beneficios de 2019 y 2020. Esta medida se impuso para que las entidades financieras fortalecieran su capital ante la entonces peligrosa incertidumbre que suponía para la economía la crisis sanitaria derivada del Covid.

Ahora, tras la reunión que se celebra este viernes del supervisory board se espera, según han señalado distintos miembros del BCE en las últimas semanas, entre ellas la subgobernadora del Banco de España, Margarita Delgado, que se de fin a este veto. Pese a todo, los supervisores nacionales, junto a los europeos, tendrán gran protagonismo en la decisión final de si un banco puede o no volver a dar dividendo o hasta que límite. La solvencia y el ratio de capital son clave en esta decisión. Aunque se levante los límites hoy, la banca no podrá repartir dividendo hasta finales de septiembre.

El BCE, de hecho, reclama prudencia a los bancos a la hora de aprobar su política de dividendos unas vez que se levante el veto a su concesión. Así lo comunicó la subgobernadora hace 10 días. El BCE presionará a los bancos que propongan remuneraciones excesivas a los accionistas “para que vuelvan a una política de distribución más ajustada”, aseguró entonces Delgado. “Tenemos otras herramientas si los bancos no aceptan la recomendación del supervisor”, añadió entonces en una entrevista a Bloomberg.

Así, en circunstancias excepcionales y después de un diálogo “constructivo”, el BCE puede someter a las entidades financieras a requisitos de capital más elevados o medidas cualitativas. Los bancos siempre han criticado este veto, sobre todo al compararse con la banca de EE UU.

La consejera delegada de Bankinter, María Dolores Dancausa, ya ha señalado que espera que el BCE le permita repartir un pay out en dividendo del 50% en efectivo, como ha sido tradicionalmente la política del banco.

Normas
Entra en El País para participar