Comercio

Aena y sus inquilinos entran en nueva fase judicial con 90 demandas y 800 millones en juego

De 43 fallos en primera instancia, 19 son para el gestor y 24 para las tiendas. El primero tras apelación, avala el reequilibrio ofertado a los comerciantes

Un pasajero camina por el aeropuerto de Barajas, durante el estado de alarma, entre tiendas y bares cerrados.
Un pasajero camina por el aeropuerto de Barajas, durante el estado de alarma, entre tiendas y bares cerrados.

La maraña judicial en que se ha convertido el choque entre Aena y muchos de sus arrendatarios comerciales, por los alquileres a pagar durante la pandemia, se acerca al centenar de demandas en ambas direcciones, más de 800 millones en juego ante las rebajas ofrecidas por el gestor y a una situación equilibrada en las disputas que se dirimen en múltiples tribunales.

Según ha podido saber Cinco Días de fuentes jurídicas, hay un total de 43 fallos en primera instancia, de los que 19 resultan favorables a Aena; 13 le han sido contrarios y los 11 restantes han estimado parcialmente las peticiones de los comerciantes. Podría hablarse de empate técnico en un momento clave: numerosos casos están yendo en apelación a segunda instancia y empiezan a brotar resoluciones.

La primera de ellas, de la Audiencia Provincial de A Coruña, ofrece una resolución salomónica: estima cautelares a favor del comerciante (Airfoods Restauración y Catering), lo que detiene el pago de rentas y la ejecución de avales que denegó el juzgado de primera instancia número 4 de Santiago, pero también reconoce como válida la fórmula de Aena para reequilibrar los contratos de arrendamiento.

Aena puso sobre la mesa una quita del 100% en la RMGA para los meses del primer estado de alarma, y del 50% hasta septiembre de este 2021

Para la compañía pública no es un asunto menor. A la vista de que el variable sobre ventas no alcanza los umbrales mínimos estipulados como alquiler, Aena activa el mecanismo de Renta Mínima Garantizada Anual (RMGA) que observa cada uno de los contratos, y reduce al 50% la cuantía de esas RMAG por el momento excepcional que atraviesa la actividad aeroportuaria. Una propuesta que emana del Real Decreto Ley 35/2020 de medidas urgentes de apoyo al sector turístico, la hostelería y el comercio, que buscaba la continuidad de los negocios.

Aena puso sobre la mesa una quita del 100% en la RMGA para los meses del primer estado de alarma (del 15 de marzo al 20 de junio de 2020), y del 50% en los meses siguientes, hasta septiembre de este 2021.

A las que no aceptaron se les cursó el recibo por la renta mínima garantizada en su totalidad y está en el aire la ejecución de avales por el incumplimiento. Los comerciantes que no se han adherido a esta solución reclaman una rebaja similar a la caída del 72% en el tráfico áreo en 2020. Y numerosos juzgados han sido sensibles con la dificultad de cumplir con los pagos en este momento de crisis, ante lo que decretaron cautelares y frenaron las facturas.

Esos fallos en primera instancia, según ha defendido Aena, no han entrado a valorar el fondo de la cuestión, que es la validez de la RMGA y la oferta de Aena, o la aplicación de la cláusula rebus sic statibus, que dejaría sin efecto lo pactado por contrato ante circunstancias sobrevenidas, imprevisibles y de extraordinario efecto sobre el equilibrio de los mismos.

Hay 58 procedimietos de 28 empresas contra Aena, y 33 demandas del gestor contra 23 arrendatarios

Más bien se ha estado dirimiento la figura del periculum in mora, por la que el juzgado estima medidas preventivas para preservar el patrimonio del deudor, en este caso los comerciantes. Se trata también de garantizar que estas empresas puedan seguir en pie para cumplir con la prestación que finalmente sea decidida.

Cruce de demandas

La lista de procedimientos en los tribunales alcanza los 58 iniciados por 28 empresas contra Aena, con los citados 43 autos notificados por el momento. Aena, por su parte, ha interpuesto 33 demandas contra 23 arrendatarios, exigiendo el reintegro de las rentas impagadas.

Como común denominador, los demandantes persiguen el reequilibrio contractual tras el derrumbamiento del tráfico, habiéndose solicitado cautelarmente la suspensión del derecho de Aena al cobro. Los hay que basan su petición en la existencia de supuestos acuerdos sobre una primera oferta de reequilibrio, formulada entre octubre y noviembre por Aena, que invalidaría una segunda de enero de 2021 en aplicación del referido RD Ley 35/2020 de 22 de diciembre.

Otros comerciantes, sencillamente, ven insuficiente cualquiera de las soluciones que ha trasladado el gestor aeroportuario. Y el problema para Aena es que entre estos últimos se encuentran algunos de los mayores clientes en las terminales, como Dufry, Áreas y SSP.

Las cuentas de Aena vienen recogiendo trimestre a trimestre, como apunte contable, el 100% de la RMGA de la totalidad de sus inquilinos, independientemente de si aceptaron o no la fórmula de reequilibrio de sus contratos. Al cierre de 2020, la empresa estimó que si todos los operadores comerciales aceptaran su propuesta, las RMGA pendientes de 2020 (635 milllones) se quedarían en 180 millones.

Respecto a los grandes inquilinos, tienen cautelares y pagan los importes que no están en discusión. Dufry, por ejemplo, ha cubierto las RMGA entre enero y marzo de 2020, y las que van del 21 de junio hasta en 31 de diciembre en base a lo que defienden como primer acuerdo con Aena, en el que el recorte de la RMGA se iguala con la caída de viajeros. El descuento en ese caso sería de alrededor del 75%, en lugar del 50% que fijó la ley y defiende Aena.

 

Un negocio sin clientes durante meses

El presidente de Aena, Maurici Lucena.
El presidente de Aena, Maurici Lucena.

Defensa. El presidente de Aena, Maurici Lucena, advirtió a finales de abril ante la junta de accionistas que la empresa defendería su posición “ante toda actuación de judicialización” del desencuentro entre el gestor aeroportuario y sus inquilinos. De momento, ha presentado 33 demandas contra la negativa a pagar de 23 arrendatarios.

800 millones de ahorro. En torno a un 70% de los establecimientos en los aeropuertos de la red han aceptado la propuesta de rebaja de Aena para mitigar el efecto de la crisis, pero estos apenas alcanzan el 15% de la RMGA. El ajuste propuesto por Aena supone medidas de ahorro por unos 800 millones para los inquilinos entre 2020 y 2021 sobre la renta mínima que deberían haber pagado en circunstancias normales.

Descuentos. El negocio comercial de Aena, muy dependiente del alquiler de espacios en las terminales, bajó un 16,4% en ingresos en 2020, hasta los 1.046 millones. Esa cifra incluye 635 millones de euros en concepto de Rentas Mínimas Garantizadas Anuales (RMGA). La empresa pública recoge este último apunte contable por mandato de la NIIF 16 (arrendamientos), pero reconoció que no había cobrado. De los 635 millones, 198 millones derivan del primer estado de alarma (del 15 de marzo al 20 de junio de 2020), para el que Aena ha propuesto una exención del 100% a sus inquilinos en la RMGA.

Normas
Entra en El País para participar