Ence, recuperación verde para superar la crisis

Una apuesta por la sostenibilidad a través de las energías renovables y los bioproductos

Planta de energía renovable con biomasa de Ence en Puertollano.
Planta de energía renovable con biomasa de Ence en Puertollano.

El color verde de su actividad y el impacto social de sus proyectos son los dos ejes sobre los que Ence Energía y Celulosa está construyendo su modelo de negocio. Con ambos quiere recuperar el pulso del crecimiento tras la pandemia y afrontar fortalecida la crisis climática.

En un contexto donde los grupos de interés y la sociedad demandan a las empresas algo más que solidez financiera, Ence ha apostado claramente por la sostenibilidad en su doble vertiente. En la ambiental, produciendo energía renovable fotovoltaica y con biomasa hasta los 505 megavatios. O aportando bioproductos que sustituyen a otros procedentes de combustibles fósiles.

Son proyectos de futuro que están en línea con la idea de los fondos de la Unión Europea

“A partir de madera, un material renovable, de origen natural y local, reciclable, podemos aportar muchos productos que sustituyen al plástico a través de la celulosa como materia base para múltiples aplicaciones”, explica Jordi Aguiló, director general de celulosa de Ence.

Compromiso

Ence forma parte de la primera Alianza Europea para una Recuperación Verde. Es una muestra más de su compromiso para impulsar soluciones ecológicas y sostenibles en la estrategia de la UE tras la crisis sanitaria causada por el Covid-19. Sus miembros piden un nuevo modelo económico basado en principios ecológicos.

Y en lo social, creando empleo y riqueza en el medio rural, fijando población y luchando contra la despoblación. “Mediante el aprovechamiento de la biomasa, impulsamos una cadena basada en la economía circular en sectores agrícolas y forestales, contribuyendo a la actividad y el empleo en el medio rural”, sostiene Felipe Torroba, consejero delegado de Ence Energía.

Recuperación verde y social para reconstruir el tejido empresarial contando con todos y cada uno de los territorios. Esta es la base sobre la que Ence quiere garantizar la salud del planeta y la calidad de vida de todos. Proyectos sostenibles de futuro que están en línea, además, con las premisas del Fondo de Recuperación de la Unión Europea.

Inversiones para modernizar y hacer más competitiva la empresa

Ence, recuperación verde para superar la crisis

En la biofábrica de Navia (Asturias) se quiere avanzar en la diversificación de productos procedentes de la madera. El objetivo es elaborar nuevos artículos absorbentes con menor impacto ambiental para fines textiles que sustituyan a las fibras sintéticas.

En Pontevedra, en la biofábrica, van a realizar importantes inversiones con la finalidad de conseguir una mayor eficiencia en sus procesos. Las mejoras se van a centrar, entre otras cosas, en la digitalización, los procesos de fabricación y la biomasa.

Ence aspira a construir con fondos europeos una nueva planta de biomasa en Almería. 158 millones de euros de inversión para generar 36 MW y dar solución al problema ambiental que causan los restos vegetales de los invernaderos de la provincia.

Normas
Entra en El País para participar