Transición energética

El cambio climático amenaza el rating de España

Un aumento de sequías y olas de calor repercutiría en la economía, según Scope Ratings

El cambio climático amenaza el rating de España

EE UU ha aprobado nuevas medidas para combatir el cambio climático, al tiempo que el resto de países elevan sus planes para reducir las emisiones de CO2 y lograr una economía verde. Los ecologistas ven las estrategias insuficientes y los analistas ya calculan los riesgos que el daño al medioambiente supondrá a las economías de todo el mundo y, por tanto, a sus calificaciones crediticias.

La agencia Scope Ratings sitúa a la zona euro entre las regiones con menos riesgos. Aunque la situación de España es similar a la de sus pares europeos, unos fenómenos meteorológicos extremos como olas de calor o sequías más frecuentes y constantes, "podrían afectar a medio plazo a los sectores de la agricultura y el turismo, que son importantes para el crecimiento económico y el empleo, y por tanto, para las perspectivas económicas del país", apunta Alvise Lennkh, director ejecutivo de la agencia de rating. Asimismo, señala un análisis del Banco de España que revela la exposición de la cartera de préstamos para actividades productivas de los bancos a sectores amenazados por la transición energética. "Esto demuestra la importancia de reorientar los flujos de financiación hacia actividades más sostenibles", subraya.

Los ratings de Scope incluyen desde octubre de 2020 una evaluación cualitativa y cuantitativa de tres riesgos medioambientales que, en su opinión, afectan a los ratings de los países: de transición, físicos y de recursos. Los dos primeros casi no suponen una amenaza para la eurozona, según sus cálculos, y aún menos para los países nórdicos (Dinamarca, Suecia, Suiza, Noruega e Islandia). Peor nota obtienen los anglosajones –EE UU, Reino Unido, Canadá, Australia y Nueva Zelanda–.

Las diferencias estriban en que "los PIB de los países nórdicos, con la excepción de Noruega, son los menos dependientes del carbono" en favor de las energías renovables, explica Lennkh, que destaca también el papel activo de estos en "la intervención normativa para reducir la futura dependencia económica de los combustibles fósiles".

Lennkh también subraya los pasos que está dando la zona euro, como la adopción de la taxonomía de la UE, "que contribuirá a impulsar el capital hacia las inversiones relacionadas con el clima en el cambio hacia una Europa más sostenible", explica. Mientras tanto, los países anglosajones y principalmente EE UU siguen "dependiendo mucho más de los combustibles fósiles para producir una unidad de PIB", aunque la llegada de Joe Biden a la Casa Blanca podría cambiar esta situación.

En el otro lado de la balanza, como los más expuestos a los riesgos de dicha transición, están los países de Europa del Este, principalmente los antiguos estados soviéticos y Oriente Medio.

Consecuencias indirectas

Scope Ratings incorpora los riesgos medioambientales como variables independiente, pero también tiene en cuenta el efecto indirecto que estos tienen en las variables macroeconómicas y fiscales. Así, las catástrofes naturales podrían desencadenar un mayor número de impagos en las empresas y aun aumento de los créditos morosos mientras que" los riesgos de transición podrían traducirse en pasivos contingentes para los Gobiernos", explica Alvise Lennkh. En este sentido apunta al plan del Ejecutivo de Polonia para separar los activos de carbón de las empresas de servicios públicos controladas por el Estado y transferirlos a una entidad estatal. Así, se libera a las eléctricas para que puedan acceder a la financiación para futuras inversiones.

Normas
Entra en El País para participar