Infraestructuras

Cellnex cierra su macroampliación de capital con fuerte demanda

La banca señala que ha cubierto con total suficiencia la operación por 7.000 millones

Cellnex pulsa en la foto

Todavía queda este jueves para suscribir en el periodo preferente la macroampliación de Cellnex por 7.000 millones de euros. Las fuentes financieras consultadas avanzan que la demanda está siendo un éxito y la compañía ha logrado ya cubrir con sobrada suficiencia la operación. La próxima semana se comunicarán a la CNMV los datos concretos, cerrados al 100%.

La estructura accionarial cambiará, con inversores que se han reforzado, como el fondo soberano de Singapur, GIC, que tendrá más del 9%, y otros que reducirán su peso. Los Benetton, hasta el momento los mayores accionistas, bajarán del 13,5% para quedarse con alrededor del 8,5%. Y se conocerán más modificaciones relevantes, una vez que haya concluido la transacción.

El fondo de pensiones canadiense CPPIB ha sido otro de los socios que comunicó que suscribiría las acciones que le corresponden por su 5,17%. Y las fuentes consultadas señalan que se enseñará un nuevo dibujo de los socios de Cellnex tras la macroemisión. La pérdida de poder de los Benetton, el aumento de la influencia de los fondos soberanos y de grandes fondos de pensiones son las claves. GIC contará al menos con el 9,23%, tras la adquisición del 2,5% a la familia italiana. ADIA, uno de los vehículos de inversión de Abu Dabi, controla el 7%, y Criteria, cerca del 5%.

Cellnex ha vuelto a lograr la proeza de apelar al mercado con una ampliación que supondrá la emisión de 192,6 millones de acciones, equivalentes al 40% de su número actual. En las dos últimas sesiones, el grupo de torres de telefonía se ha revalorizado en Bolsa un 4,1%, aunque desde el 31 de marzo, el día previo a que se desdoblaran los derechos de las acciones, cae un 4,2%. En todo caso, Cellnex todavía está lejos de los casi 53 euros por acción que alcanzó en noviembre del año pasado.

Con 48 derechos se pueden comprar 19 títulos nuevos al precio de 36,33 euros cada uno. Tras la ampliación, Cellnex contará con un total de 679,3 millones de títulos, y los nuevos desembarcarán en el mercado el 27 de abril. Al cierre de ayer, el precio de entrar a través de las acciones nuevas era de 43,21 euros, cuando las antiguas cerraron a 43,57.

Los datos concretos se comunicarán a la CNMV la próxima semana

En la operación están participando 22 bancos a los que Cellnex pagará un máximo de 121 millones de euros. Este importe no pasará en ningún caso por la cuenta de resultados, sino que se descontará del importe recaudado en la ampliación de capital.

JP Morgan, Barclays, Goldman Sachs y BNP Paribas son los coordinadores, pero están siendo escoltados por otras 18 entidades. Son Banco Santander, CaixaBank BPI, Deutsche Bank, Morgan Stanley, Mediobanca, Société Générale, BBVA, Banco Sabadell, Crédit Agricole, Intesa Sanpaolo, Mizuho Securities, MUFG, SMBC Nikko, UniCredit, ING, RBC y Natixis. AZ es el asesor financiero de la compañía.

Con esta ampliación, desde marzo de 2019 la empresa que pilota como consejero delegado Tobías Martínez ha captado 14.700 millones de capital. Y, mientras, su acción no ha dejado de subir.

La ampliación en curso es fundamental para que Cellnex financie su crecimiento. Cuenta con una cartera de proyectos que podría alcanzar los 18.000 millones que se ejecutarán en los próximos 18 meses. Con el dinero reforzará sus fondos propios y podrá reducir de manera inmediata su pasivo. Así frenará el uso o eliminará una parte de la línea de crédito por 10.000 millones de euros liderada por JP Morgan.

Normas
Entra en El País para participar