El AVE a La Meca reanuda su actividad comercial tras el parón por la pandemia

Comienza el periodo para su explotación y mantenimiento por hasta 12 años

El AVE a La Meca reanuda su actividad comercial tras el parón por la pandemia

El tren de alta velocidad Haramain reinició este miércoles sus operaciones comerciales en toda la línea que transcurre entre La Meca y Medina, con paradas en las estaciones del aeropuerto de Yeda y en Kaec, que se encontraban suspendidas desde el 21 de marzo de 2020 a causa de la pandemia. El AVE a la Meca es el primer tren de alta velocidad que opera en un entorno desértico y casi todos los materiales usados en la infraestructura proceden de empresas españolas como Renfe, Adif, ACS, OHL, Indra o Talgo.

En la reanudación del servicio estuvieron presentes este miércoles el embajador de España en Arabia Saudí, Álvaro Iranzo, el ministro saudí de Transportes, Saleh Al-Jasser, el presidente del Consorcio Español Alta Velocidad Meca Medina, Jorge Segrelles, y al director general del Consorcio, Álvaro Senador-Gómez, en su primer trayecto.

El tren ofrecerá inicialmente hasta 30 frecuencias diarias, elevándose a 54 durante el programa especial de Ramadán, que comienza el 13 de abril y termina el 12 de mayo. La peregrinación mayor (hajj) tendrá lugar entre el 17 y el 22 de julio.

Haramain también ha adoptado un protocolo de protección frente al Covid-19 en línea con las recomendaciones de las autoridades sanitarias saudíes, con el refuerzo de los procedimientos de limpieza y desinfección de los trenes, así como la limitación del número de plazas a 200 viajeros por tren para garantizar la distancia interpersonal y la realización de controles de temperatura corporal en las estaciones.

300 km/hora

Desde la inauguración de la actividad comercial el 11 de octubre de 2018 hasta el 15 de marzo de 2020, estos trenes ha prestado más de 3.300 servicios comerciales para cerca de un millón de pasajeros. El porcentaje de puntualidad medio se sitúa en el 95%. La continuidad de los trabajos de instalación de sistemas de señalización ERTMS nivel 2 y otros equipamientos de la vía durante los últimos meses, que no fueron interrumpidos, permite ahora ofrecer un velocidad de 300 km por hora en los 450 km del trazado entre La Meca y Medina tanto en velocidad como en el máximo número de servicios, informa el Consorcio.

Una vez concluida la instalación de los sistemas y el desarrollo de prestaciones técnicas en la infraestructura de la vía, “comienza ahora a computar el periodo de siete años, ampliable a 12 años, asignado a la fase 2 del proyecto, que comprende la explotación y mantenimiento de la línea por las empresas integrantes del consorcio”, resaltó Segrelles.

Normas
Entra en El País para participar