Mercedes aspira a una inversión de 800 millones para el centro de Vitoria

Daimler analiza en qué planta ubicar la producción de nuevos modelos

Daimler Mercedes
Línea de montaje final de Mercedes-Benz en Vitoria.

Daimler esta en fase de estudio para decidir cuál de sus fábricas en el mundo puede acoger la producción de nuevos modelos. Es un plan de 800 millones al que opta el centro de Mercedes-Benz en Vitoria. La multinacional de Stuttgart (Alemania) ya apostó por la planta vasca en 2014, donde ubicó el ensamblaje de los modelos Vito y Clase V que han cubierto su carga de trabajo durante estos siete años.

Como en aquella ocasión, la opción de Vitoria trasciende en medio de la negociación por el convenio colectivo. Las diferencias entre los sindicatos y la dirección de la planta alavesa son notorias, como suele ocurrir al inicio de estas conversaciones. En el transcurso de las mismas se van luego acercando posiciones.

Entre las peticiones de las centrales, desde CC. OO. a ELA, pasando por LAB y ESK, figuran una reducción de la jornada laboral, un incremento salarial del 2,5 %y mayores prestaciones en el caso de incapacidad profesional.

La marca de la estrella tiene previsto aumentar un 6 % la producción de las instalaciones alavesas en relación con 2019 y alcanzar un volumen de 140.000 unidades. Un objetivo que ha motivado la actividad del centro durante los cuatro sábados de febrero y que incluye que también funcione este mes la línea de ensamble en esos cuatro días del fin de semana.

La reactivación de Vitoria también ha extendido la duración de los turnos de noche y la posible reincorporación de 400 trabajadores con contratos temporales que no se renovaron al final del pasado ejercicio.

El actual convenio colectivo lleva vigente un lustro. Su renovación allanaría el camino a la inversión en nuevos modelos. Con paz laboral es más fácil convencer a Daimler. El proyecto garantizaría la actividad de Vitoria durante más de una década, por los menos.

Normas
Entra en El País para participar