Las multinacionales españolas pagan un 17% de su beneficio en Sociedades a nivel mundial

La Agencia Tributaria estima que las 15.000 filiales de los 112 grupos españoles con presencia global ganaron 88.400 millones en 2017 y abonaron unos 15.000 millones en impuestos

Banderas europeas.
Banderas europeas.

Por cada 100 euros que ganan, las multinacionales españolas abonan unos 17 por el impuesto de Sociedades a escala global. Así lo ha estimado este jueves el Ministerio de Hacienda en un informe sobre la fiscalidad de los grandes grupos internacionales del país que apunta a que el tipo efectivo impositivo al que están sujetas se reduce al 16,7% en el conjunto del planeta.

El análisis del Ministerio es el segundo que se realiza a partir del modelo 231 de declaración país por país de las empresas españolas, que recopila las cuentas de 112 multinacionales españolas, cuya facturación global supera los 750 millones de euros al año, y de sus 14.996 filiales (5.057 con domicilio fiscal en España, 9.939 en el extranjero).

Los datos, referentes al ejercicio 2017, apuntan a que este grupo de compañías obtuvo 806.441 millones de euros de facturación global, por los que logró 88.398 millones de euros de beneficio y que el pago de impuestos asociado fue de 14.786 millones de euros.

La declaración tributaria analizada recopila los datos agregados de las compañías en cada país en aras de facilitar los intercambios de información entre administraciones tributarias que comporta la firma de los acuerdos contra la Erosión de Bases y Traslado de Beneficios (BEPS, por sus siglas en inglés) de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE).

El estudio presentado trata de arrojar algo de luz al grado de tributación efectiva al que están sometidas las grandes compañías con presencia global en un momento en el que la OCDE ha puesto sobre la mesa la necesidad de fijar un suelo impositivo mínimo para todos los países.

El documento revela que las 57 compañías sujetas a los tipos efectivos más bajos son las que concentran el 50% de todo el beneficio, si bien solo aportan el 17,6% del impuesto abonado por el conjunto del colectivo. Más allá, un grupo de 22 compañías asume un tipo efectivo de solo el 1,3%.

Las cifras, en todo caso, revelan una relevante variación respecto a las incluidas en el análisis anterior, referente al ejercicio 2016. Entonces, Hacienda analizó 16.160 filiales (10.967 de ellas situadas en el extranjero) de 134 grandes grupos españoles y el resultado es que el tipo efectivo abonado sobre su beneficio era aún inferior, del 12,6%.

Tipo medio en España

Aunque no es materia de este informe, en los últimos años la Agencia Tributaria viene recopilando información sobre los tipos efectivos abonados por las compañías dentro de España. Los últimos datos, sobre el ejercicio 2018, apuntan a que el tipo efectivo sobre beneficio que abonan de media las empresas en España por Sociedades es inferior al 10%, del 9,49%. En el caso de los grupos empresariales, la cifra baja al 5,26%.

En todo caso, si se toma como referencia la base imponible -y no el beneficio total- el tipo efectivo medio sube al 21,48% en general y al 19,29% en el caso de los grupos empresariales, cifras que se acercan más al 25% de tipo medio nominal del impuesto en general y al 30% aplicado a banca y petroleras.

Conviene recordar que, aunque de momento el plan ha sido aparcado debido a la crisis económica abierta por la pandemia del coronavirus, el Gobierno de coalición formado por PSOE y Unidas Podemos viene planteando la necesidad de crear un tipo mínimo de Sociedades del 15% (y del 18% para banca y petroleras) a fin de evitar que las compañías acaben pagando por debajo de esos umbrales aprovechando las múltiples ventajas fiscales existentes.

De momento, en paralelo a la entrada en vigor del Presupuesto de 2021, el pasado mes de enero entró en vigor el nuevo impuesto sobre determinadas actividades digitales, la conocida como tasa Google, que afecta precisamente a aquellos grupos con una facturación superior a 750 millones de euros en todo el mundo.

El impuesto, que grava al 3% las operaciones de publicidad online, intermediación digital y venta de datos, prevé recaudar 968 millones de euros en su primer año, si bien está prevista su sustitución por la tasa similar que acaben pactando los socios de la Unión Europea o de la OCDE.

Normas
Entra en El País para participar