Volkswagen enfrenta una multa de más de 100 millones por sobrepasar límite de emisiones

El grupo alemán termina 2020 con una media de emisiones de sus vehículos vendidos en Europa de 99,8 gramos de CO2 por kilómetro recorrido

Volkswagen ID.3.
Volkswagen ID.3. DPA

El grupo Volkswagen enfrenta una multa de más de 100 de euros por sobrepasar los límites de emisiones de dióxido de carbono (CO2) recogidos en la normativa europea CAFE (Corporate Average Fuel Emissions, en español Emisiones de Combustible Medias Corporativas).

La multinacional alemana ha informado de que ha recortado las emisiones medias de los vehículos que vendió en 2020 en el Viejo Continente alrededor de un 20%, hasta 99,8 gramos de CO2 por kilómetro recorrido, frente a los 95 permitidos.

No obstante, dicho dato hay que ajustarlo, ya que este año los objetivos fijados por Europa se aplicarán al 95% del total de vehículos matriculados por cada grupo, dejando fuera del cálculo al 5% de los automóviles más contaminantes, lo que se conoce como phase-in. Será ya a partir del año que viene cuando las emisiones de los coches vendidos por cada fabricante deban estar por debajo de los 95 gramos de CO2 por kilómetro recorrido.

Además, entre 2020 y 2022, los coches que emitan menos de 50 gr/km CO2 computarán como dos. De esta manera, Volkswagen superaría en 0,5 gramos de CO2 la normativa en 2020. Las emisiones de Bentley y Lamborghini se miden individualmente.

El consorcio alemán enfrentará así una multa de 95 euros por gramo superado y vehículo. Según un portavoz de la empresa, citado por Reuters, esto implicará una multa de tres dígitos. El consejero delegado del grupo, Herbert Diess, ha reconocido que la empresa ya anticipó este pequeño desfase, por lo que la multa no impactará en sus resultados.

"Estamos haciendo un buen progreso en el camino para convertirnos en una empresa neutra en CO2. Redujimos significativamente las emisiones en Europa en 2020. Las marcas Volkswagen y Audi, en particular, han contribuido de manera importante a lograrlo con su ofensiva eléctrica", ha subrayado Diess.

El directivo ha destacado también que la pandemia de coronavirus ha sido la causante de que Volkswagen no haya cumplido con los objetivos en 2020. Sin embargo, se ha mostrado optimista y ha afirmado que si lo hará en 2021 gracias a nuevos modelos eléctricos de marcas como Skoda o Cupra.

"A pesar de los ambiciosos esfuerzos en electrificación, no ha sido posible alcanzar el objetivo establecido por completo. Pero Volkswagen claramente va por buen camino. El trabajo debe continuar de manera sistemática para impulsar la transformación y cumplir los objetivos climáticos y de sostenibilidad. La clave del éxito será dar un mayor papel a los modelos más pequeños, eficientes y asequibles en el despliegue de la electrificación", ha aseverado la responsable de Sostenibilidad de la compañía, Rebecca Harms.

Normas
Entra en El País para participar