Transporte

Las aerolíneas inician el recuento de daños tras el paso del temporal por Barajas

Cuatro aviones de Iberia paran por golpes en el carenado de sus motores

Avión de la alianza Skyteam atascado en el hielo de una de las calles de rodadura del aeropuerto de Madrid-Barajas.
Avión de la alianza Skyteam atascado en el hielo de una de las calles de rodadura del aeropuerto de Madrid-Barajas.

Los casi diez días de dificultades y trabajo a destajo en el aeropuerto de Madrid-Barajas, por el paso de la borrasca Filomena y la posterior ola de frío, han dejado al menos una decena de aviones en revisión. Cuatro de ellos, según anticipó ayer el sindicato ASAE, pertenecen a Iberia: dos aparatos A350, un A330 y un A320.

Desde el colectivo también se cuantificó un avión de Air Europa y se abrió el interrogante sobre daños en alguna unidad de Turkish Airlines, entre otras aerolíneas. Fuentes de los servicios de mantenimiento de aviones en Barajas aseguran que, efectivamente, hay aviones afectados, de un modo u otro, por el hielo. Es la hora de cuantificar daños, labor a la que se han puesto ya las compañías aéreas, y de que entren los seguros.

Detalle del golpe en la carcasa del motor de uno de los aviones de la alianza Skyteam afectados por el hielo en el aeropuerto de Barajas.
Detalle del golpe en la carcasa del motor de uno de los aviones de la alianza Skyteam afectados por el hielo en el aeropuerto de Barajas.

El sindicato de pilotos Sepla había manifestado en pleno temporal su preocupación por el hecho de que el hielo acumulado en calles de rodadura y zonas de estacionamiento de los aviones pudieran dañar los motores o partes esenciales del fuselaje.

Desde Iberia, se minimizaron ayer las consecuencias y un portavoz aseguró que ninguno de sus cuatro aviones obligados a pasar por los talleres presenta averías funcionales: “Los daños se han producido en los carenados que cubren los motores, pero la maquinaria no parece afectada en ninguno de los casos”.

El propio Sepla, que llegó a hablar de riesgo para la seguridad derivado de la situación de la infraestructura, está tratando de reunir datos para elaborar su propio parte de incidencias y mover a la revisión del plan de emergencias invernales del aeropuerto con más tráfico del país.

Desde el sindicato de Aena ASAE se ha insistido en redes sociales en que el problema no está en el color del Gobierno, recordando que las nevadas de 2018 también colapsaron Barajas con el PP al frente del Ministerio de Fomento. Las dificultades para operar en el aeropuerto desde el viernes 8 de enero provocaron, a mitad de la semana pasada, el enfrentamiento entre Gobierno y PP.

El presidente de Aena, Maurici Lucena, y su director general para el negocio aeronáutico, Javier Marín, entre otros directivos, han visitado Madrid-Barajas varias veces desde que comenzara a nevar. Tras la crisis viene ahora el examen al plan de emergencia invernal.

El Gobierno dispuso 62.000 efectivos contra la nieve

Más de 62.000 personas han trabajado en el despliegue “sin precedentes” en todo el país que el Gobierno puso en marcha el 8 de enero para hacer frente a la gran nevada que dejó la borrasca Filomena, según Presidencia del Gobierno. Entre ellos había 7.000 trabajadores del ámbito de Renfe y Adif, y 1.500 en Aena y Enaire.

Normas
Entra en El País para participar