Mercados

BlackRock reitera su preferencia por la Bolsa de EE UU y aconseja sobreponderar

Los expertos de la gestora son optimistas con el sector tecnológico

BlackRock reitera su preferencia por la Bolsa de EE UU y aconseja sobreponderar
AFP

Los índices de referencia de Wall Street han logrado sobreponerse del batacazo sufrido en marzo y registran rentabilidades positivas en el año. El Dow Jones sube un 3,69% mientras el S&P 500 y el Nasdaq se anotan un 10,73% y un 32,41%, respectivamente. Además de estos ascensos en las últimas semanas algunos como el S&P 500 y el Dow Jones han registrado máximos históricos, un hecho que parecía impensable hace ocho meses cuando estalló la crisis del coronavirus.

Este buen desempeño no impide a algunas gestoras seguir apostando por la renta variable estadounidense para los próximos meses. BlackRock ha sido la última. La firma revisa al alza sus perspectivas hasta sobreponderar pues consideran que este mercado se beneficiará tanto de las tendencias de crecimiento estructural como de un posible repunte cíclico en 2021. La gestora mantiene una estrategia diversificada pues apuesta por las acciones de calidad de gran capitalización como por las empresas de menor tamaño y de corte cíclico.

Desde la gestora señalan que la pandemia ha acelerado algunas tendencias estructurales clave, como el aumento de los flujos hacia activos sostenibles y el predominio de las grandes empresas tecnológicas. Aquí el mercado estadounidense por su composición sectorial se sitúa a la cabeza respecto en relación a otros mercados como el europeo. "Cuenta con una mayor proporción de empresas de calidad, entendiendo estas por compañías con balances sólidos y generación de flujo de caja libre en sectores respaldados por tendencias de crecimiento a largo plazo como tecnología y atención médica" apuntan. Los servicios de tecnología de la información y comunicaciones, dos sectores que han registrado un comportamiento muy positivo en los meses de la pandemia, representan casi el 40% del valor de mercado del índice MSCI USA, en comparación con solo el 11% en Europa. "El sector tecnológico de EE UU es más que un puñado de megacapsuladores que han liderado el desempeño del mercado en los últimos años y enfrentan un mayor escrutinio regulatorio. Las empresas de semiconductores y software, por ejemplo, se enfrentan a pocos riesgos regulatorios y disfrutan de tendencias de crecimiento a largo plazo", explican.

El entusiasmo que despierta la renta variable estadounidense contrasta con las previsiones aún débiles que manejan para la Bolsa europea. Tres semanas después de recortar la recomendación a neutral vuelve a meter la tijera y la rebaja a infraponderar. La elevada exposición de la renta variable europea al sector financiero, un negocio presionado por los tipos cero, es una de las razones que justifican este movimiento.

Normas
Entra en El País para participar