La escalada de las Bolsas lleva al Ibex por encima de los 6.900 puntos

Con un Congreso y Senado dividido, los inversores descartan cambios radicales de la política económica y el selectivo español se anota un 2,1%

Ibex
Operadores de la Bolsa de Nueva York AP

El lento recuento de votos en EE UU sigue su curso al tiempo que los mercados mantienen el impulso. Después de cerrar el miércoles Wall Street con la mayor subida en una jornada post electoral en 120 años, los índices de la Bolsa de Nueva York siguen en verde. El foco está en el recuento electoral final, con la duda aún en el aire sobre quién será el próximo inquilino de la Casa Blanca, si el actual presidente Donald Trump o el demócrata Joe Biden, aunque Biden toma ventaja. Aunque la impugnación en los tribunales era el peor escenario que manejaban los inversores, los mercados ya no temen tanto el horizonte que se abre. Tampoco recelan de la victoria de uno u otro candidato: con las cámaras legislativas tan divididas, no habrá cambios radicales en la política económica, concluyen.

Wall Street registra alzas superiores al 2% e impulsa a las Bolsas europeas, lideradas por el selectivo español. El Ibex es el mejor del Viejo Continente y gana un 2,10%, lo que le ha permitido superar los 6.900 puntos.

En la Bolsa española, Amadeus ha liderado las alzas al sumar un 5,31%, seguido por Siemens Gamesa, que avanza un 5,1% después de presentar sus resultados.  Iberdrola ha anunciado su plan estratégico con inversiones por 75.000 millones y suma un 3%. Por su parte, Grifols gana un 2,16%. El fabricante de hemoderivados ha anunciado que ganó un 15% más en los nueve primeros meses del año pese al impacto del Covid-19.

El sector bancario se suma también a las subidas, liderado por BBVA (4,23%) y Bankia (3,67%),mientras que Santander y CaixaBank se anotaron un 3,07% y un 2,61%, respectivamente, en una sesión en la que el sectorial europeo avanzó un 0,61% a pesar de las fuertes caídas registradas por ING y Commerzbank, del 5,77% y del 5,59%, respectivamente, tras publicar sus cuentas trimestrales.

En el lado de las caídas hay pocos valores. Repsol cae un 1,97%, mientras que ArcelorMittal, que publicó sus cuentas, cede un 1,67%. Enagás, Colonial, Viscofan y Red Eléctrica fueron los otros valores en negativo.

De vuelta a EE UU, varios estados podrían tardar aún días en ofrecer los recuentos definitivos. Aunque todavía queda por conocerse el recuento final, parece claro que el Congreso queda muy dividido y el Senado caerá en manos republicanas. Los inversores descartan ya la rápida aprobación del gran paquete de ayudas fiscales en EE UU, destinado a paliar los efectos de la pandemia, pero también se deshecha la posibilidad de agresivas subidas de impuestos o regulaciones antimonopolio que afectarían a las tecnológicas, sector toma la delantera en Bolsa. "La Ola Azul no se ha producido y el país sigue dividido en dos, lo que hará muy complicada la legislatura para el vencedor de las elecciones", apuntan desde Link Securities.

Las menores probabilidades de un programa de estímulo cercano elevan la demanda de los bonos estadounidenses, y la consecuente caída de su rentabilidad, que baja al 0,735%. Por su parte, la rentabilidad del bono español a 10 años también cae y marca mínimo anual, en el 0,08%. El mínimo histórico lo tocó en agosto de 2019 en el 0,035%.

Hoy, el Tesoro Público ha hecho una nueva colocación. En concreto, ha captado 1.825 millones de euros, en el rango medio previsto, y lo ha hecho cobrando más a los inversores en la referencia a cinco años y reduciendo la rentabilidad en las obligaciones a 20 años.

Se trata de la primera emisión del Tesoro en el mes de noviembre, después de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2021, y se produce justo el día en el que la Comisión Europea ha empeorado las previsiones económicas para España, con una caída del 12,4% del PIB este año, el mayor descenso de toda la UE.

Así, la demanda conjunta de las dos referencias subastadas hoy ha superado los 3.800 millones, muy por encima de lo colocado en los mercados (1.825 millones).

En el plano macro, en EE UU se han conocido las peticiones semanales de subsidios por desempleo, que se situaron en 751.000 solicitudes desde las 758.000 de la semana anterior. El dato está por encima de las 732.000 esperadas.

El dólar por su parte, mantiene el impulso tras el fuerte avance del miércoles. La moneda estadounidense sube un 0,1% contra el euro, el tercer día consecutivo al alza. En los días anteriores, el billete verde se debilitó respecto al resto de principales monedas, ante la expectativa de un fuerte incremento del déficit y de la deuda pública en EE UU en el caso una victoria contundente demócrata.

En política monetaria, el Banco de Inglaterra ha acordado aumentar las compras de deuda más de lo previsto, en 150.000 millones de libras esterlinas, hasta 875.000 millones de libras. Los analistas esperaban un incremento de menor tamaño, de 100.000 millones. Las tasas de interés se mantienen en el 0,1%.

Además, la Reserva Federal tiene previsto publicar este jueves su comunicado, el primero tras las elecciones, después de dos días de debate en el que los responsables carecían de información sobre quién presidirá Estados Unidos durante los próximos cuatro años. Se espera que el Comité Federal de Mercado Abierto actualice las previsiones económicas y probablemente repetirá su promesa de mantener los tipos de interés de referencia cerca cero hasta que el mercado laboral de EE UU vuelva al nivel de pleno empleo y la inflación esté en camino de superar el objetivo del 2% "durante algún tiempo". En cualquier caso, volverá a comprometerse a hacer todo lo posible para ayudar a la economía a superar la recesión provocada por el coronavirus.

En el mercado de materias primas, el petróleo pone freno a la escalada. Este jueves el BRent retrocede un 1,7% hasta situarse en 40,5 dólares el barril.

Normas
Entra en El País para participar