El nerviosismo de la segunda ola lleva al Ibex a perder los 6.800 puntos

El Dax se desploma un 3,7% mientras Wall Street cede más de un 2%

Ibex
Vista del panel del Ibex 35 y la cotización de alguna de las empresas que lo forman en el parqué de la Bolsa de Madrid EFE

La velocidad a la que aumenta la segunda ola de contagios de Covid-19 en todo el mundo y las restricciones a la movilidad que los Gobiernos van imponiendo por toda Europa ha vuelto a tensar los mercados, pedientes también de la falta de acuerdo en Washington para aprobar un nuevo paquete fiscal de estímulos. Así, el Ibex, que llegó a cotizar en positivo, ha cerrado con una caída del 1,4% que le ha hecho perder los 6.800 puntos. Las pérdidas del selectivo español han estado en línea con las del resto de mercados del Viejo Continente, a excepción del Dax, que se ha desplomado un 3,7%. Mientras tanto, al otro lado del Atlántico, Wall Street cedió un 2,3%, registrando así su peor sesión desde el pasado 3 de septiembre.

Dentro del Ibex, la banca ha suavizado sus caídas, pero no ha logrado mantener el tono positivo que tuvo en algunos momentos de la sesión. BBVA y CaixaBank, que anuncian resultados el día 30 de octubre, han bajado un 2,4% y un 1,8%, respectivamente. Santander, que anuncia sus cuentas el 27 de octubre, ha caído un 1,2%, mientras Bankinter ha logrado descolgarse y sumar un 1,7%. No obstante, las mayores pérdidas han sido para IAG, que ha retrocedido un 7,5%, arrastrado por las consecuencias que la pandemia tiene sobre el mercado turístico, al igual que Aena, que ha perdido un 3,6%, y Meliá (-3%). ACS también ha registrado fuertes descensos, del 5%.

En el otro lado de la tabla, solo siete valores han cerrado la sesión en positivo, liderados por Cellnex (1,8%), tras su entrada en Polonia y ante las noticias sobre eventuales negociaciones con el grupo Hutchison, de Hong Kong, para comprar sus torres en Europa, y Bankinter. Acerinox se ha anotado un 0,7% tras anunciar que ganó 31 millones de euros hasta septiembre, un 73% menos.

Los inversores han estado hoy pendientes también de los datos macro: la confianza empresarial del instituto alemán Ifo cayó en octubre por primera vez en seis meses, como consecuencia de las preocupaciones de las empresas por el aumento de las tasas de infección por coronavirus. El instituto Ifo muestra una caída de su índice de clima de negocios hasta 92.7 desde un 93,2 revisado a la baja en septiembre. Una encuesta de Reuters había previsto un descenso a 93.0.

En Estados Unidos y Europa las cifras de contagios diarios son alarmantes. Estados Unidos ha registrado el número más alto de nuevos casos de Covid 19 durante dos días consecutivos, y también Francia. España anunció un nuevo estado de alarma con toque de queda desde las 23 horas e Italia ordenó el cierre de restaurantes y bares a las 6 p.m.

"Aumento de casos de coronavirus en España, Francia, Rusia, EE. UU. y China. El virus vuelve a ser la principal preocupación de todos los inversores", asegura Sergio Ávila, de IG.

Respecto a las negociaciones en EE UU para intentar cerrar un acuerdo para un nuevo plan de estímulo antes de las elecciones, la presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, que espera este lunes una respuesta de la Casa Blanca sobre el último plan propuesto, pero en el mercado se perciben pocas señales de que se logre a última hora un acuerdo que ha estado estancado durante mucho tiempo esté más cerca.

Ante las sacudidas de la renta variable, los inversores se refugian en el dólar, que se revaloriza frente al euro un 0,35%.

Esta semana se reúne el BCE el jueves, del que no se esperan nuevas actuaciones en materia de política monetaria. "Aunque sí se espera que su presidenta, la francesa Lagarde, deje claro que en la reunión del mes de diciembre el BCE volverá a actuar para intentar evitar el escenario deflacionista al que parece que la economía de la zona euroestá abocada y de paso, aunque este objetivo no forme parte del mandato del BCE, impulsar el crecimiento económico", señalan desde Link Securities.

También, en los próximos días se darán a conocer las primeras estimaciones de los PIBs del tercer trimestre de las principales economías europeas y de EE UU, y seguirá la presentación de resultados empresariales. En España, esta semana es el turno de Telefónica y Repsol.

En renta fija, el precio de los bonos de Italia sube después de que S&P haya elevado la perspectiva de la deuda soberana de negativa a estable. Así, la rentabilidad del bono a diez años baja el 2%, del 0,757% de ayer al 0,740%. La rentabilidad del bono estadounidense a 10 años, que se mueve a la inversa del precio, cae cerca del 5% hasta el 0,803%.

En el mercado de materias primas, el petróleo Brent cae un 2,5% hasta los 40,4 dólares el barril penalizado por el avance de la pandemia pero también por el aumento de la producción de crudo después de que Libia diera este lunes por finalizado el bloqueo de las exportaciones vigente en la actualidad aún en algunas plantas. La Compañía Nacional libia del Petróleo (NOC) anunció que producirá un millón de barriles al día en las próximas semanas, una cifra muy por encima de la prevista por los analistas y que podría dificultar los intentos de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) de recortar la oferta ante la caída de la demanda.

Fe de errores

uq

Normas
Entra en El País para participar