La Airef alerta de que el escenario más optimista del Gobierno solo se dará si toda la coyuntura es favorable

Asume que lograr un crecimiento de PIB del 9,8% en 2021 requiere una evolución positiva de la pandemia, la economía y la ejecución de las ayudas europeas

La presidenta de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), Cristina Herrero,en el Congreso.
La presidenta de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), Cristina Herrero,en el Congreso.

El Gobierno ha revisado sus previsiones macroeconómicas anunciando que el PIB caerá un 11,2% en 2020 para volver a crecer un 7,2% en 2021, si bien Economía maneja además un escenario más positivo en el que la ejecución del plan de recupreación alimentado con las ayudas europeas permitiría elevar la recuperación al 9,8% el próximo año. Una estimación que peca de optimista, según la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef).

Dentro de su labor de revisión de las previsiones del Gobierno, l organismo que preside Cristina Herrero ha matizado que en un “contexto de incertidumbre extrema, avala este escenario ya que considera que podría materializarse bajo determinados supuestos”, en los que tanto la evolución económica, pandémica y el uso de las ayudas europeas evolucionen favorablmenete.

“El escenario es alcanzable si confluyen circunstancias favorables tanto en la evolución de la pandemia como en la ejecución e impacto de los fondos recibidos a través de los fondos europeos de Recuperación y Resiliencia y los demás fondos de Next Generation EU”, destaca.

“No obstante, la Airef hace notar el riesgo de que se materialicen escenarios menos benignos en torno a ambos factores que llevarían a menores tasas de crecimiento”, apostilla en su informe, puesto que “las previsiones de crecimiento del Gobierno para 2020 y 2021 se encuentran en el rango superior” de las horquillas dibujadas por el organismo.

Este asume que la caída del PIB de este año será de entre el 11,6% y el 12,1% mientras que la recuperación de 2021 supondrá un avance de la economía de entre el 6,5% y el 9,9%.

Dada la situación, el órgano fiscalizador recomienda que “las previsiones fiscales se hagan con la cautela necesaria para contemplar la posibilidad de que se materialicen escenarios más adversos que el del Gobierno”.

Normas
Entra en El País para participar