Banco

La Caixa tendrá dos consejeros en la nueva entidad y el FROB, uno

Los dominicales pierden peso en el consejo, que contará con 15 miembros, 10 de ellos independientes

Las negociaciones de fusión de CaixaBank y de Bankia están en su recta final. Ayer la ministra de Economía, Nadia Calviño, y el presidente de La Fundación La Caixa, Isidro Fanié, terminaron de cerrar los flecos pendientes, una vez que entre el viernes y el lunes se logró encarrilar la ecuación de canje que permite a Bankia una mayor participación en la entidad resultante de la fusión, y a La Fundación La Caixa poder controlar el 30% del banco tras la fusión. Además, el Estado podrá así recibir el pago de una prima sobre la cotización de Bankia algo superior al 20% respecto al precio medio de sus acciones antes de que se conociera la operación, el pasado 3 de septiembre.

Otro de los puntos clave que están también encauzados es la composición del nuevo consejo de administración, que estará compuesto por 15 miembros en total. Ahora el consejo de CaixaBank tiene 16 representantes y el de Bankia 13.

Pero a diferencia de la actual composición del consejo de la entidad de origen catalán, en la que se sientan cinco representantes de Criteria, holding industrial de La Fundación La Caixa, ahora los vocales dominicales tendrán menos influencia, al reducirse su número a tres. De ellos, uno será el representante de la participación del Estado, como adelantó CincoDías el 7 de septiembre, a través del FROB, que ascenderá del 15,7% al 16%. Hasta ahora, el FROB no tenía consejero en Bankia, pese a que controla el 61,8% de su capital.

De esta forma, La Caixa contará con dos representantes en el máximo órgano de gobierno de la nueva entidad, que se denominará CaixaBank.

Los consejeros ejecutivos serán dos: José Ignacio Goirigolzarri, presidente ejecutivo de Bankia y que ahora será también presidente del banco resultante, pero aunque conservará funciones ejecutivas su poder estará limitado.

El resto de los miembros del consejo, 10, serán independientes, una tendencia reclamada ahora tanto por el BCE, como por el supervisor nacional y diferentes organismos internacionales. La presencia de la mujer será significativa en la nueva entidad.

De momento, se pretende que el nuevo consejo, en el que tendrá cierta mayoría para su elección CaixaBank, cuente con caras nuevas, que serán conocidas. El problema es que esto podría retrasar su ingreso en la cúpula del banco, ya que los candidatos tendrían que pasar por el examen de idoneidad para ocupar este cargo por parte del BCE.

Mientras, los consejos de administración de Bankia y CaixaBank para aprobar su fusión tendrán que esperar aún algún día más. Inicialmente estaba prevista su celebración el pasado domingo, pero tras ciertos tiras y aflojas entre los dos bancos por la ecuación de canje, se postergaron hasta llegar a un acuerdo en todos los puntos que afectan a la fusión. Entonces se barajó nuevamente el miércoles o el jueves, pero una vez descartado ya hoy, la idea es llevarlos a cabo el jueves o realizarlos el fin de semana.

La causa de este retraso es que los responsables de ambos bancos prefieren que la comisión rectora del FROB, en la que se sientan representantes de la supervisión y del Gobierno, analice la documentación de la fusión antes de dar la aprobación por parte de los consejos. Aunque el análisis del organismo que preside Jaime Ponce no sea definitivo y se apruebe por parte del FROB con posterioridad. Lo mismo pasa con la Fundación La Caixa y Criteria, aunque en este caso cuentan con representantes en el consejo de la firma que preside Jordi Gual.

Tras la intervención del BCE para facilitar la operación de canje y permitir a La Caixa sumar más del 40% del capital de CaixaBank transitoriamente hasta la fusión, como publica El País, el banco catalán tendrá un peso final del 74% y Bankia del 26%, aproximadamente. Con la autorización del BCE, La Caixa podrá tener el 30% del banco y disfrutar de las ventajas fiscales con las que cuenta hasta ahora. Si baja de este porcentaje pierde ese privilegio.

Los dos bancos valen ya más que BBVA

Coste por bajar del 30%. CaixaBank tendría que acordar con su fundación una serie de “costes de ruptura” en caso de que Criteria dejara de ostentar una participación indirecta igual o superior al 30% del capital y los derechos de voto en el grupo resultante de una fusión con Bankia. Así consta en el protocolo de entendimiento firmado en 2018 por las tres entidades que conforman el grupo de consolidación fiscal de CaixaBank.

Valor. El mercado apuesta por la fusión de CaixaBank y Bankia. Ayer la suma de las dos entidades superaba por primera vez el valor en Bolsa de BBVA. El banco que preside Carlos Torres cerró con una capitalización de 16.090 millones de euros, mientras que la suma de CaixaBank y Bankia ascendía a 16.300 millones (12.065 millones del primero y 4.235 millones del segundo).

Normas
Entra en El País para participar