Qué es el margen de beneficio y cómo calcularlo en tu negocio

Indispensable para hacer viable un negocio.

Qué es el margen de beneficio y cómo calcularlo en tu negocio

Cuando emprendes una actividad por cuenta propia son muchos los elementos que debes tener en cuenta, uno de los más básicos es el apartado económico.

En este caso, vamos a hablar del margen de beneficios en una empresa de servicios, algo más complejo de calcular que en un negocio basado en la venta de productos.

De este modo, debes saber que el margen de beneficios es la cantidad de dinero que conseguirás una vez realices el servicio. Hay que hablar siempre de cantidades netas, libres de impuestos como el IVA y, por supuesto, de gastos.

Costes

Precisamente será por los gastos por donde comencemos. Lo primero que tenemos que calcular son los gastos materiales que tendremos que tener en cuenta para poder ofrecer nuestro servicio. Además, conviene hacer una lista con todos los gastos de carácter mensual que tendrá tu negocio, desde el alquiler hasta las facturas de Internet.

Una vez tengamos esa lista, tal y como explican los expertos de IEBS, habría que realizar una media de los servicios que hacemos al día, multiplicándola por los días laborables en los que trabajamos. Luego habría que dividir el coste total entre el número de servicios que ofrecemos.

Coste de servicio = Material + Alquiler + Facturas / Nº Servicios mensuales

Dos maneras de calcular el margen

Una vez tengamos calculado nuestro coste podremos saber cuál será nuestro margen de beneficios. Es decir, el porcentaje que obtendría tu negocio después de realizarlo.

La primera forma de calcularlo, y la más rápida, es la de decidir de antemano qué porcentaje neto queremos levarnos. Por lo que simplemente tendremos que multiplicar por 100 el coste del servicio y dividirlo entre la diferencia resultante de 100 menos el porcentaje que desees aplicar. Ese será nuestro PVP, por así decirlo.

La segunda fórmula que proponen desde EIBS es la que se hace en base a resultados. Es decir, tendremos que calcular lo que queremos ganar y luego dividir para conseguir la cuantía exacta que debemos aplicar.

Es decir, si queremos ganar un sueldo bruto de 1.500€ al mes, ejemplarizan, habría que recuperar el número de servicios mensuales que calculamos en el primer paso, y luego dividir el bruto por el número de servicios, de modo que si hacemos 200 servicios mensuales, nuestra cuenta debería ser la división de 1.500 entre 200, cuyo resultado es 7,5€. Si el coste del servicio es de 10€, tendríamos que cobrarlo a 17,50€ para garantizarnos esos ingresos mensuales.

Normas
Entra en El País para participar