El Ibex fracasa en su intento de conquistar los 7.000 lastrado por la fuerza del euro

La moneda única toca los 1,2 dólares por primera vez desde mayo de 2018

Ibex
Agentes de Bolsa realizan su trabajo en el parqué de Nueva York, Estados Unidos. EFE

La volatilidad en las Bolsas continúa en el inicio de septiembre, que también se antoja inestable con los índices sostenidos por los bajos tipos de interés pero sujetos, igualmente, a una recuperación económica desigual. Después de terminar la última sesión de agosto con una caída del 2,29%, el Ibex 35 arrancó hoy con ganancias que le permitieron retomar los 7.000 puntos. No obstante ha cerrado con una leve caída del 0,18%, en los 6.956,9 puntos. Los movimientos en el resto de Europa también han sido escuetos, con el lastre del euro, que ha llegado a superar los 1,20 dólares, máximos desde mayo de 2018.

Los valores más destacados en el lado de las alzas han sido Acerinox, que ha sumado un 1,77%, Amadeus (+1,73%) y Aena (+1,2%). Mientras, Grifols y Meliá han sido los grandes perdedores con retrocesos del 3,08% en ambos casos. La mayoría de los bancos tampoco ha ayudado. Sabadell se ha dejado un 2,28%; Bankia, un 1,71%; Bankinter, un 0,67%, y CaixaBank, un 0,84%. En cambio, BBVA y Santander han salvado la sesión con alzas respectivas del 0,41% y del 0,39%. Fuera del Ibex ha destacado OHL, que se ha disparado un 16,08%.

Los inversores estaban hoy pendientes del vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE), Luis de Guindos, que ha señalado que la banca europea en general y la española en particular debe emprender un proceso de fusiones ante su baja rentabilidad actual, que se sitúa por debajo del 2%, frente al 6% de solo un año antes. Además, ha advertido de la pérdida de intensidad de la recuperación.

También se esperaban algunos datos macro. Para empezar, se ha conocido que el crecimiento de la actividad manufacturera en España se interrumpió en agosto como consecuencia de los rebrotes del Covid-19 y la incertidumbre, según refleja la encuesta PMI. Además, el PMI manufacturero de la zona euro muestra una recuperación a dos velocidades, con profundas divergencias en la evolución por países. Por su parte, el Ministerio de Asuntos Económicos y Energía de Alemania ha actualizado este martes su cuadro macroeconómico, del que se desprende que el producto interior bruto (PIB) del país registrará una contracción del 5,8% en el conjunto del año, lo que supone una mejoría de cinco décimas con respecto a la caída del 6,3% prevista en abril.

Precisamente, pese a los malos datos PMI, el optimismo sobre el PIB de Alemania ha dado alas al euro. La divisa estadounidense sigue muy marcada por los planes de la Fed, que prevé mantener los tipos de interés de corto plazo por un periodo extremadamente amplio y emplear toda su munición de estímulos para suavizar los efectos del Covid-19 en la economía. La moneda única cotiza ahora a 1,194 billetes verdes, con un alza del 0,1%.

Desde Monex Europe señalan que "el despegue de la moneda única" se soporta en el menor impacto económico previsto en Alemania derivado de la crisis del coronavirus. "La noticia llega como una señal positiva para el euro, especialmente en el contexto del giro acomodaticio de la Reserva Federal en su estrategia de política monetaria", apunta la firma, que advierte de que "parte de este optimismo sobre el euro aún se encuentra sobre arenas movedizas, con los datos macroeconómicos en el área indicando un lento progreso".

Ayer, el vicepresidente, Richard Clarida, afirmó que un bajo desempleo no implica mayor inflación, una señal más de que el banco central de EE UU no tiene ninguna prisa por subir tipos. Desde que empezó la pandemia, la divisa europea se ha revalorizado un 12% contra el dólar. Tambén el yen sube hoy contra el dólar, un 0,3% hasta 105,6 yenes por cada billete verde.

En el mercado de deuda sigue la presión alcista sobre los tipos a largo plazo, motivada por las menos malas perspectivas económicas y, sobre todo, por la tolerancia de la Fed con la inflación. El bono de EE UU a 10 años se mantiene por encima del 0,7%, y el español superó ayer el 0,4% por primera vez desde julio. El martes, subió un punto básico, hasta el 0,41%. La prima de riesgo, no obstante, se mantiene en torno a los 80 puntos, sin presión adicional por los rebrotes de coronavirus, debido a que también el bund alemán al mismo plazo ha subido hasta el -0,413% desde el -0,507% de hace dos semanas.

El petróleo, mientras, sube el 1% y rebasa los 46 dólares por barril Brent. Alrededor del mismo porcentaje avanza el West Texas que supera los 43,3 dólares, aupado por la debilidad del dólar.

Principales cotizaciones

IBEX 35 8.164,00 1,08%
EUROSTOXX 50 3.530,48 1,09%
DOW JONES 29.638,64 -0,91%
USD x EUR 0,8354 -0,322%
Petroleo Brent 47,770 -0,230%
Normas
Entra en El País para participar