Infraestructuras

OHL ejecutará garantías de Villar Mir si en septiembre no paga en efectivo los 129 millones que le adeuda

El grupo del fundador aduce el impacto de la pandemia en sus negocios y las partes de disponen a negociar

Juan Miguel Villar Mir, presidente de Grupo Villar Mir y accionista de OHL, junto al CEO de esta última, José Antonio Fernández Gallar.
Juan Miguel Villar Mir, presidente de Grupo Villar Mir y accionista de OHL, junto al CEO de esta última, José Antonio Fernández Gallar.

El fundador y accionista de OHL, Juan Miguel Villar Mir, tiene problemas para acometer el pago en efectivo de una deuda de 129 millones de euros comprometido con la constructora para finales de septiembre. Pero OHL no renuncia al cobro en tiempo y forma.

Grupo Villar Mir (GVM) ha trasladado al resto del consejo, según fuentes internas, la dificultad para poder cumplir con el compromiso y aduce como causa el impacto del Covid-19 en los negocios del holding industrial. OHL, por su parte, se dispone a negociar, pero no pasa por sus planes ampliar el plazo de vencimiento. Podría, por tanto, darse la ejecución de garantías.

La empresa, que ha presentado esta mañana pérdidas por 38,5 millones al cierre del primer semestre, registra en su balance un activo corriente de 166 millones. De esa cifra, 90,2 millones corresponden a la deuda directa de GVM con la compañía, y 38,4 millones cuelgan de Pacadar, filial del citado GVM.

OHL espera conocer ahora si cobrará algo de estos créditos en efectivo y se dispone a abrir negociaciones con el que ha sido su accionista de referencia.

Parte de la deuda de Grupor Villar Mir con OHL está garantizada por el 100% de las acciones de la propia Pacadar, cuya tasación será actualizada por la constructora, a través de expertos independientes, por si llega el caso de ejercer su ejecución. El resto cuenta con garantías adicionales de GVM.

La compañía, ante la proximidad del vencimiento de la deuda y tras haber sido informada por GVM que su economía ha sufrido un fuerte impacto por el COVI, está iniciando conversaciones tendentes a estudiar los mecanismos de cobro de la deuda que propicien una solución definitiva de este asunto, iniciando, en relacion con ello una actualización de la valoración de las garantías prestadas por GVM.

Informe especial de auditoría

La incertidumbre sobre la recuperación de estos 129 millones, que GVM pretendía pagar a través de desinversiones, ha motivado que Deloitte, auditor de OHL, exprese dudas sobre la capacidad de la compañía para seguir en pie.

Más allá de que el auditor se cubra a través de un informe especial ante las tensiones de liquidez de OHL, la compañía también tiene en el aire la disponibilidad de 70 millones del crédito avalado por el ICO el pasado mes de abril, por un total de 140 millones.

Para descongelar la mitad de este préstamo, los bonistas deben ofrecer su dispensa (waiver) a que la empresa pueda incrementar su endeudamiento y otorgar garantías a otros acreedores. Ayer no se consigió abrir la asamblea ante la falta de un exigente quórum de dos tercios. La segunda convocatoria ha sido fijada para el 4 de septiembre, cuando la dirección de OHL prevé obtener el esperado waiver.

En este escenario de dificultad, agravado por el impacto de la crisis sanitaria y económica, OHL está negociando con bancos y bonistas una reestructuración del balance por la que se busca de tres a cuatro años la vida media de la deuda, bajar el propio endeudamiento y recapitalizar la sociedad a través de una previsible ampliación de capital.

Normas
Entra en El País para participar