Junta de accionistas

FCC mantiene el dividendo y espera recuperar en el segundo semestre el impacto del virus

Distribuirá 0,4 euros por título y busca oportunidades de crecimiento en todas las áreas

La presidenta de FCC, Esther Alcocer, junto al consejero delegado, Pablo Colio, durante la junta de accionistas del grupo.
La presidenta de FCC, Esther Alcocer, junto al consejero delegado, Pablo Colio, durante la junta de accionistas del grupo.

El consejo de FCC ha sacado adelante esta tarde el reparto de un dividendo flexible equivalente a 0,40 euros por título, manteniendo la remuneración distribuida el año pasado a pesar de la actual crisis. Sobre el impacto del Covid-19 en los negocios, el consejero delegado, Pablo Colio, ha señalado ante la junta de accionistas que el mayor efecto se espera para este segundo trimestre, dando lugar a la recuperación en la segunda mitad del ejercicio. Las áreas, en principio, más afectadas podrían ser la de Construcción y Cemento.

La presidenta, Esther Alcocer Koplowitz, ha hablado de la capacidad de la compañía para resistir este momento de depresión y ha remarcado dos hitos recientes en la larga historia de FCC: la entrada del empresario mexicano Carlos Slim a finales de 2014, bajo cuya batuta se ha dejado atrás una profunda crisis, y la recuperación del dividendo el pasado ejercicio.

La firma dedicará 156,9 millones, a cuenta del resultado de 2019, para retribuir a sus partícipes. De esa cifra, Slim recibirá 95,8 millones de euros en función de su paquete accionarial del 61,1%, y Esther Koplowitz cobrará 32 millones por su 20% en el capital. FCC cerró el grifo de la remuneración a sus partícipes en 2013, para abrirlo en año pasado. En 2007, pico en el boom constructor en España, la empresa llegó a distribuir 2,1 euros por título, cifra que ya descendió a 1,3 euros en el último dividendo antes de la sequía, el entregado con cargo a 2011.

Cinco años con Carlos Slim

El consejero delegado de FCC, Pablo Colio, ha resumido esta tarde tres hitos esenciales al cierre de los primeros cinco años con Carlos Slim como primer accionista: "Hemos conseguido recuperar el posicionamiento de FCC en sus sectores; crear una estructura sostenible a partir nde una mayor austeridad y agilidad, y conquistar la estabilidad financiera, con el esencial liderazgo del grupo Carso, tras reforzarse el capital con 1.709 millones en dos ampliaciones".

Alcocer Koplowitz ha dedicado buena parte de su intervención a relatar el impacto del Covid-19 en la sociedad y su esperanza en que la empresa salga de la actual crisis adaptándose al nuevo entorno: "Los servicios, la gestión del agua y las infraestructuras seguirán siendo esenciales", ha afirmado en referencia a los negocios principales de FCC. Ni la presidenta ni el consejero delegado han ofrecido recetas o han demandado políticas anticrisis a los Gobiernos, optando por un discurso bastante aséptico sobre el momento actual.

Colio sí ha remarcado las oportunidades de crecimiento de FCC fuera de España. La compañía está dispuesta a competir por contratos de desalación y depuración de aguas especialmente en el Norte de África y Oriente Medio, viendo como oportunidad tanto las necesidades de grandes urbes como la obsolescencia de las instalaciones y la escasa penetración del sector privado en la gestión del ciclo del agua.

FCC también busca desarrollar el área de Servicios Ambientales en América, y espera participar en la inversión en infraestructuras bajo modelos de colaboración público-privada, esencialmente en economías emergentes y países en vías de desarrollo.

Recuperación consolidada

La empresa obtuvo un beneficio neto atribuible de 266,7 millones en 2019, lo que supuso un alza del 6% (339,9 millones de resultado neto, un 21% más que en 2018). Esther Alcocer ha afirmado que la situación financiera actual es saludable, ante lo que se ha decidido seguir adelante con la propuesta de dividendo.

El consejero delegado de FCC, Pablo Colio, durante la junta de accionistas.
El consejero delegado de FCC, Pablo Colio, durante la junta de accionistas.

Ya en este ejercicio 2020, las cuentas del primer trimestre recogen un beneficio de 28 millones y un incipiente impacto del Covid-19, con una provisión de 20 millones de euros, a la vista de la posible ralentización de obras y la caída en la demanda de cementos, mientras los negocios de Agua y Servicios se mantienen sin afectaciones significativas.

En esta foto más cercana, FCC cuenta con una posición de efectivo, equivalentes y líneas disponibles de 1.750 millones de euros al cierre de marzo. Sus vencimientos en los próximos 12 meses suman 682 millones, ante lo que el grupo cuenta con liquidez para soportar hasta 2,5 veces las amortizaciones de deuda hasta finales de marzo de 2021. La deuda financiera neta es de 3.619 millones, la mayor parte sin recurso a la matriz, de la que cuelgan 98,4 millones de deuda neta.

Renovaciones y nuevo auditor

En la junta telemática la presidenta Alcocer Koplowitz ha renovado su puesto de consejera dominical por cuatro años. Del mismo modo, han renovado sus cargos los dominicales Juan Rodríguez Torres, Alfonso Salem Slim y Antonio Gómez García, los tres representantes del magnate mexicano.

FCC también ha designado a Ernst & Young como auditor para el periodo 2021-2023 en sustitución de Deloitte, que cumple este año el plazo permitido por la ley.

Normas
Entra en El País para participar