Nissan Ávila parará la semana que viene por la bajada de producción

Los cerca de 200 trabajadores afectados entrarán a formar parte del ERTE en el que ya se encuentra la otra mitad de la plantilla

Nissan Ávila parará la semana que viene por la bajada de producción

La planta de Nissan en Ávila ha detenido este viernes su actividad debido a la bajada de producción, ha asegurado el presidente del comité de empresa, Felipe González, subrayando que la parada continuará durante la semana que viene.

Durante este tiempo, los trabajadores afectados, en torno a 200, entrarán a formar parte del ERTE en el que ya se encuentra desde el pasado mes de septiembre la otra mitad de la plantilla, tras la aprobación de un Plan Industrial vigente hasta 2024, que conlleva la transformación de la planta.

Dicha transformación implica pasar de la antigua factoría de vehículos industriales que fue durante seis décadas, a otra de fabricación y distribución de piezas de recambio para la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi.

El Plan Industrial incluía la aplicación, desde el pasado mes de septiembre, de un ERTE para toda la plantilla, si bien la mitad de los empleados han estado trabajando durante este tiempo, salvo durante el parón obligado por el estado de alarma.

Tras reincorporarse a principios de mayo cerca de la mitad de la plantilla para sacar adelante un pedido de 12.000 piezas que estaba pendiente, este viernes se ha detenido la actividad ante la caída de la demanda y un mercado "saturado", según González.

Este parón de la actividad se mantendrá también la próxima semana, a la espera de cómo evolucionen los acontecimientos y decidir si esa interrupción debe prolongarse.

Los trabajadores, que hace dos años vivieron momentos de incertidumbre ante el posible cierre de la factoría, están en un proceso de transformación auspiciado por un Plan Industrial vigente y que se está cumpliendo. Incluye, entre otras cosas, la construcción de una nave de estampación, actualmente en obras, y otra logística en el Polígono Industrial de Vicolozano.

La planta abulense, junto a la de Cantabria, ha quedado fuera de los planes de Nissan para Barcelona, cuyas fábricas cerrarán a partir de diciembre. Los trabajadores de Nissan en Ávila se concentraron ayer en apoyo a sus compañeros de Cataluña.

Normas
Entra en El País para participar