La cifra de muertes baja hasta las 565 en 24 horas

El número de personas contagiadas asciende a 191.726 casos confirmados, unos 4.499 infectados adicionales, pero la tendencia es de estabilización

Coronavirus
Una enfermera con el lema 'Lo vamos a parar' en el hospital bilbaíno de Basurto, realiza una prueba.

El número de contagiados por coronavirus en España vuelve a subir hasta los 191.726 casos confirmados, 4.499 infectados adicionales. Mientras que el número de fallecidos alcanza los 20.043, aunque desciende ligeramente hasta los 565 fallecimientos en las últimas 24 horas. El viernes el dato era de 585 en un día. Un total de 74.662 enfermos se han recuperado, 3.166 más, según los datos dados a conocer este sábado por el Ministerio de Sanidad.

Sanidad ha señalado que las comunidades autónomas han notificado también 1.194 personas con anticuerpos positivos, que tienen defensas del coronavirus, pero sin síntomas en el momento de efectuar la prueba, por lo que no se puede establecer "el momento de contagio ni si han padecido o no la enfermedad".

"Seguimos con unas cifras altas de fallecidos todavía, que nos gustaría ver reducidas lo antes posible. Esto no se ha terminado todavía y no podemos tirar por la borda los esfuerzos", ha lamentado Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. Sin embargo, ha resaltado que se mantiene, en general, la tendencia de estabilización de la curva.

El total de personas curadas sube hasta las 74.662 personas, 3.166 más, según Sanidad

El ministerio ha dado nuevas instrucciones a las comunidades autónomas para el recuento de casos y unificar así criterios, tras el desface resgistrado en los últimos días debido a las discrepancias de las cifras enviadas por los territorios, sobre todo desde Cataluña, también debido al aumento de pruebas serológicas.

Ahora se van a incluir todos los datos de fallecidos confirmados por un test tanto de hospitales, como se hacía hasta ahora, como en residencias de mayores  u otras instituciones sociales, al margen a la fecha. La polémica surgió porque algunas comunidades habían incluido en sus recuentos casos con síntomas, pero sin haber sido diagnosticados previamente.

"Estamos tratando de ajustar toda la información de forma que sea lo más lógica posible, hemos pedido información más detallada a la comunidades autónomas y nos está llegando paulatinamente, las comunidades requieren un periodo de adaptación para ofrecer esta información que se solicita de forma correcta. No nos podemos inventar los datos, los que ofrecemos son a partir de las cifras trasladadas por las comunidades autónomas", ha explicado Simón en rueda de prensa. Y ha añadido que algunos territorios han tenido problemas para enviar esa información solicitada debido al exceso de información o la falta de personal, afectado también por el virus.

Simón explica que las comunidades autónomas se están adaptando a los nuevos criterios fijados y que trabajan en la armonización de los datos

Este conflicto obligó al Ejecutivo a publicar una orden ministerial de manera urgente en el Boletín Oficial del Estado para unificar la manera en la que las comunidades autónomas tienen que comunicar al Ministerio de Sanidad sus datos. La norma recoge que solo podrán contabilizarse las personas infectadas y muertas si han dado positivo en una prueba, sea un test rápido o un PCR. El Gobierno reafirma así el criterio de Sanidad e incluye como novedad que las regiones desagreguen los casos positivos como asintomáticos o sintomáticos.

Por comunidades, Madrid sigue encabezando las cifras de la crisis: 52.946 contagiados, 7.132 fallecidos y 30.475 curados. Continúa en segundo lugar Cataluña, donde este sábado son 39.943 los casos confirmados, 3.879 los muertos y 13.275 las personas curadas.

Desde Madrid insisten en que la cifra de fallecidos en la región es superior a las 7.007 oficiales, ya que solo incluye los enfermos en hospitales con PCR positivo o diagnóstico clínico, y que el monto real ronda los 12.908 decesos, unos 5.901 más.

La dos Castillas también acumulan los mayores números de casos en tercer y cuarto lugar: en Castilla-La Mancha hay 16.349 contagiados, 1.913 fallecidos y 3.838 personas que han logrado curarse; en Castilla y León son 15.293 los casos confirmados, 1.429 los muertos y 5.103 los curados. El País Vasco es la quinta comunidad en número de contagios, con 12.355, además han fallecido 1.020 personas y 6.556 personas han conseguido curarse.

Más de 400.000 test realizados

En las últimas tres semanas, el número de test PCR realizados han paso de algo por debajo de 200.000 a casi 300.000 en la primera semana de abril y por encima de las 400.000 en la segunda semana de dicho mes. "Se han realizado más del doble. Esto supone un incremento importante de casos y una variable a tomar en cuenta para no hacer interpretaciones erróneas de los datos", ha aclarado Simón. Además ha asegurado que esto no ha significado un incremento sustancial en la positividad de estas PCR, ya que se ha pasado de un poco más del 25% hace tres semanas a un 8,5% en esta última. Es decir, que el nivel de transmisión actual es mucho más baja, lo que implica que la enfermedad está disminuyendo su incidencia en la población, ha sostenido.

Llegan cuatro máquinas de China que producirán 60 millones de mascarrillas

Este viernes ha aterrizado en España, en la base aérea de Torrejón de Madrid, un avión de carga del Ejército del Aire con cuatro máquinas fabricadas por Corporación Mondragón en la planta de Kunshan (China). Estas cuatro máquinas propiedad de Mondragón producirán 60 millones de mascarillas, a razón de 10 millones de unidades al mes.

La ministra de Industria Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha recibido a pie de pista el avión de carga del Ejército del Aire que ha trasladado la maquinaria desde Shanghai, acompañada por los responsables de la base y por los efectivos del Ministerio de Defensa.

"Es un proyecto de Estado poder contar con líneas de producción nacional que nos van a permitir poder fabricar al mes más de 10 millones de mascarillas", ha destacado la titular de Industria, que se ha felicitado de este modo de que España no tenga que depender de los mercados internacionales en un contexto de pandemia global.

En la misma línea, ha subrayado que esta maquinaria también permitirá contar "con una reserva estrategica de producción nacional de mascarillas para satisfacer la demanda inmediata de la población y para dar certidumbre y dar tranquilidad y proteger la salud de los españoles".

Las cuatro máquinas han sido desmontadas para poder trasladarlas a España en avión y ahora las veinte cajas de grandes dimensiones que contienen el material serán trasladadas por carretera a las instalaciones de Corporación Mondragón en Markina (Vizcaya) y a la Farmacia Militar de Burgos.

Normas
Entra en El País para participar