El temor al virus chino acaba con el MWC de Barcelona

La GSMA cede a la presión tras las bajas de la mayoría de grandes telecos y empresas tecnológicas. Asegura que trabajará para la edición de 2021

El temor al virus chino acaba con el MWC de Barcelona

GSMA ha decidido al final lo que parecía inevitable. Su consejo, formado por las grandes telecos mundiales, ha decidido en la tarde de hoy cancelar la celebración del Mobile Wporld Congress por el temor a una expansión del virus de Wuhan, conocido desde ayer como Covid 19.

En su comunicado, John Hoffman, CEO de GSMA Limited, ha señalado que desde la primera edición del Mobile en Barcelona en 2006, la GSMA ha convocado a la industria, gobiernos, ministros, parlamentarios, operadores y líderes de la industria en todo el ecosistema más amplio. “Con el debido respeto al medio ambiente seguro y sano en Barcelona y el país anfitrión hoy, la GSMA ha cancelado el MWC Barcelona 2020 porque la preocupación global con respecto al brote de coronavirus, la preocupación por los viajes y otras circunstancias, hacen que sea imposible para la GSMA celebrar el evento”, ha dicho Hoffman, quien ha añadido que los anfitriones entienden la decisión.

El directivo, eso sí, abre la puerta a próximas ediciones. "La GSMA y las entidades anfitrionas de la ciudad continuarán trabajando de forma coordinada y apoyándose mutuamente para el MWC Barcelona 2021 y futuras ediciones", ha explicado.

Los acontecimientos se han ido acelerando en las últimas horas. A mediodía de hoy, y por sorpresa, la GSMA había decidido mantener la edición de este año tras una reunión de urgencia, pese a la retirada masiva de participantes, entre los que figuraban la mayoría de los grandes fabricantes de equipos de redes y las principales operadoras de EE UU, Europa y Japón. De hecho, al menos cinco de los integrantes del consejo de la propia GSMA, Vodafone, AT&T, NTT, Orange y Deutsche Telekom, habían decidido retirarse del evento con anterioridad a la propia reunión.

La primera empresa en cancelar su participación fue la surcoreana LG. Pero, desde que el pasado viernes Ericsson, un gigante del sector y pieza clave de este congreso, anunció su adiós, el goteo de cancelaciones por parte de gigantes de la industria no ha parado. Las últimas esta mañana han sido Nokia, Deutsche Telekom, Orange, BT y Vodafone, provocando la agonía del evento barcelonés.

Estas empresas al igual que Intel, Vivo, Cisco, Facebook, Nvidia o Amazon, han justificado su decisión argumentando que dan la máxima prioridad a la salud de sus empleados, clientes y socios. También todos señalan que han tomado esa "difícil" decisión tras un "análisis exhaustivo" de la situación.

El retraso en la decisión final de la cancelación definitiva ha venido motivado en la falta de acuerdo entre la organización, la Fira y los participantes sobre cómo se repartían los costes derivados de la suspensión. De hecho, a pesar de una situación que parecía cada vez más insostenible, la organización mantenía en su web corporativa la venta de entradas para el evento.

El Mobile es el principal congreso tecnológico de España y el Viejo Continente, con una gran relevancia para Barcelona, especialmente. De hecho, se calcula que su impacto en la Ciudad Condal ronda los 500 millones de euros, con especial peso en áreas como los hoteles, la hostelería o los transportes. 

Frente al goteo imparable de bajas, las autoridades, tanto del Gobierno, como la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona no han dejado de insistir en los últimos días en que no había riesgo para la salud. El propio ministro de Sanidad, Salvador Illa, afirmó esta mañana que el objetivo del Gobierno es proteger la salud de las personas y que "no hay ninguna razón de salud pública para adoptar medida respecto a cualquier evento previsto en Barcelona, Cataluña o España". Illa añadió que las autoridades tomarían medidas adicionales si fuera necesario.

Explicación conjunta de la decisión

La GSMA ha convocado a los medios de comunicación para la mañana de este jueves para analizar la decisión de la cancelación del congreso. Junto al consejero delegado de la GSMA, John Hoffman; figurarán la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau; la Generalitat de Catalunya; la alcaldesa de L’Hospitalet, Nuria Marín; la delegada del Gobierno en Catalunya, Teresa Cunillera; el presidente del Consejo de Administración de Fira de Barcelona, Pau Relat; y el director general, Constantí Serrallonga.

Respaldo de Telefónica

En un comunicado, la operadora española ha respaldado la celebración del Mobile en Barcelona de cara a los próximos años. "Telefónica entiende la decisión de la GSMA de cancelar el Mobile World Congress 2020 por la situación generada por el coronavirus. Apreciamos el enorme esfuerzo realizado tanto por la organización como por las autoridades", indican desde la operadora. La operadora ha indicado que "siempre ha apoyado, apoya y apoyará a Barcelona como ciudad anfitriona del MWC", el mayor evento de la industria móvil en el mundo.

Normas
Entra en El País para participar