Días
Horas
Minutos
Segundos

El Santander prepara el traslado de su gestora de fondos a España

El banco finiquita la matriz británica de su área de gestión de activos

gestora fondos banco santander

El Banco Santander prepara un cambio de calado en el modo en que controla su segmento de gestión de activos, que abarca tanto su gestora propiamente dicha como las áreas de banca privada y seguros. Hasta ahora, la entidad presidida por Ana Botín retenía el control de estas divisiones a través de dos holdings, ambos domiciliados en territorio británico. El plan trazado es romper todo vínculo de estas divisiones con sociedades británicas. Y que dependan directamente de compañías con sede en España.

Santander comunicó recientemente a la CNMV que ha finiquitado la compañía SAM UK Investment Holdings Limited, que tiene su sede en Londres. El origen de esta sociedad data de 2013, cuando el banco vendió el 50% de su gestora a los fondos de capital riesgo Warburg Pincus y General Atlantic. Creó entonces una compañía, domicializada en Reino Unido, para que tanto el banco como los nuevos accionistas controlaran con ella su participación

Frustrado un intento de fusión con Pioneer, el banco decidió recomprar en 2016 a los fondos su participación. Y controlar el 100% de la gestora al adquirir todas las acciones de esa sociedad que creó tres años atrás y ahora elimina. Entre esta empresa británica ahora extinguida y cada una de las 10 gestoras nacionales –que mantendrán su carácter independiente– Santander contaba con un segundo holding, SAM Investment Holdings Limited, que ahora será la sociedad que agrupe todo el negocio de gestión de activos.

Esta compañía está domiciliada en Jersey, una isla del canal de la Mancha vinculada administrativamente al Reino Unido y considerada por varios organismos internacionales como un paraíso fiscal. La gestora opera en España y en el resto de países en los que está presente como una sucursal de esta matriz inglesa. No obstante, el banco quiere romper también los vínculos de esta compañía con este territorio británico.

De acuerdo a las cuentas de 2018 de la sucursal en España de esta sociedad, depositadas en el Registro Mercantil, ya ha trasladado a España su sede fiscal y da cuentas a la Agencia Tributaria patria desde el 1 de abril de 2018. En este mismo documento se explica también que en los últimos dos años ha impulsado el traslado de la mayor parte de su personal y de la alta dirección. Como punto culmen de este proceso, la compañía prevé trasladar también a España su sede social y que deje de operar como una sucursal.

Este proceso coincide en el tiempo con los tres años y medio en los que Londres y Bruselas han negociado la salida del Reino Unido de la Unión Europea. Finalmente, el divorcio se consumará este viernes a medianoche, si bien las partes han establecido un periodo transitorio hasta diciembre en el que ni los ciudadanos ni las empresas ni las instituciones financieras sentirán las consecuencias de la separación.

Fuentes de Santander AM desvinculan estos movimientos societarios de la estrategia del banco para protegerse frente al Brexit. Indican que es el último eslabón del proceso que se inició en 2016 con la compra por el banco del 100% de la gestora.

No obstante, esta estrategia de desligar sus negocios en España de sus sedes en la City londinense es una estrategia que ya han seguido otros muchos bancos y fondos extranjeros. Tal y como publicó CincoDías, Nomura, Citi o Morgan Stanley han abierto filiales en diversas ciudades de la UE al margen de la que ya tenían en Londres. Y, a través de ellas, han abierto nuevas sucursales en España para blindarse en caso de Brexit duro.

Normas
Entra en El País para participar