Retribución

Último día para comprar acciones de Iberdrola si se quiere cobrar su dividendo

La empresa de renovables paga el 5 de febrero un cupón de 0,168 euros

Ignacio Galán, consejero delegado de Iberdrola, en una imagen de archivo.
Ignacio Galán, consejero delegado de Iberdrola, en una imagen de archivo.

Iberdrola abonará un dividendo a cuenta del ejercicio de 2019 de 0,168 euros brutos por acción, un 11,3% más que el dividendo a cuenta de 2018, ha informado este martes la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). En la nota que ha remitido al supervisor, la empresa recuerda que hoy miércoles termina el plazo para comprar acciones si se quiere optar a este pago. En esta nueva edición del programa de retribución flexible de Iberdrola, los accionistas podrán elegir entre recibir su retribución en efectivo o bien el importe equivalente en títulos de la compañía.

Los accionistas que opten por la primera opción recibirán el importe que les corresponda el 5 de febrero. Los que elijan cobrar en títulos de Iberdrola deberán tener 54 derechos de asignación gratuita para recibir un nuevo título de la sociedad. El último día en el que las acciones de Iberdrola se negocian con derecho a participar en el sistema de retribución flexible será el mencionado miércoles 8 de enero. Al día siguiente comenzará el periodo común de elección y de negociación de los derechos de asignación gratuita.

Dos días después, el 10 de enero, se determinarán los accionistas de la sociedad con derecho a participar en el sistema de retribución flexible, y el 23 de enero finalizará el periodo común de elección y de negociación de los derechos de asignación gratuita.

El dividendo a cuenta se pagará el 5 de febrero a los que elijan cobrarlo en efectivo y en esa misma fecha se espera que sean dadas de altas las nuevas acciones para los que escojan cobrarlo en títulos de la compañía, que Iberdrola estima que puedan comenzar a cotizar el 7
de febrero.

Dividendo complementario

El dividendo a cuenta de 2019 se completará con el dividendo complementario que la compañía prevé abonar en julio, si así los aprueba la junta de accionistas. Iberdrola se comprometió a incrementar la remuneración anual de sus accionistas en línea con la evolución de sus resultados y espera que el beneficio neto de 2019 tenga un crecimiento de doble dígito.

En la nueva edición del programa retribución flexible, la compañía ofrece tres opciones para recibir la remuneración: cobrar el importe correspondiente a su dividendo a cuenta -los 0,168 euros brutos- directamente en efectivo, vender los derechos de asignación en el mercado, o bien obtener nuevas acciones liberadas.

Los accionistas pueden combinar las tres opciones de acuerdo con sus preferencias. El sistema de retribución flexible asigna por defecto la opción de recibir nuevas acciones, por lo que aquellos que prefieran recibir su retribución en efectivo deben comunicarlo a su entidad bancaria entre el 9 y el 23 de enero.

Para llevar a cabo la nueva edición del sistema de retribución, Iberdrola aumentará capital por un máximo de 1.089 millones de euros.

Normas