Deoleo se dispara un 188% en lo que va de año tras el calvario de 2019

La junta de la firma espera aprobar la reestructuración de la deuda de la compañía el 17 de enero

Deoleo se dispara un 188% en lo que va de año tras el calvario de 2019

En lo poco que va de 2020, Deoleo, el grupo propietario de marcas como Koipe o Carbonell, se ha erigido como el mejor valor de los mercados españoles al protagonizar una revalorización del 188,46%. Hoy ha avanzado un 63%. La subida llega tras un duro año 2019 plagado de dificultades en el que se ha dejado un 53,98% de su valor y en medio de una reestructuración de 574 millones de euros de deuda.

La compañía explicó el pasado mes de septiembre que la operación que espera aprobar en el transcurso de la junta general de accionistas del próximo 17 de enero podría suponer una reducción de la deuda de 330 millones de euros.

Además de la reestructuración de la deuda, la empresa también acometerá una reorganización societaria. En el futuro, el negocio como tal será desarrollado por una compañía llamada Nueva Deoleo en la cual la actual Deoleo poseerá 51% de los títulos y los acreedores el 49% a cambio de capitalizar 282,9 millones del pasivo.

En el marco de su renovación, Deoleo ejecutará además una ampliación de capital de 50 millones de euros en la que su accionista mayoritario, CVC, se ha comprometido a asegurar hasta 40 millones de euros.

Con el fin de compensar sus pérdidas, que en el tercer trimestre de 2019 ascendieron a 22,44 millones de euros, Deoleo ejecutará una reducción de capital completa. Esto significa que las acciones que actualmente cotizan en el mercado a 0,075 euros perderán todo su valor. A cambio, los accionistas recibirán derechos de suscripción que les permitirán acudir a la ampliación de capital y una opción tipo warrant que podrían aplicar los inversores no profesionales en el caso de venta de Nuevo Deoleo.

La operación de refinanciación se trata de la baza que el nuevo consejero delegado, Ignacio Silva Alcalde, ha empleado para tratar de salvar a la empresa de la liquidación. La compañía cordobesa entró en causa de disolución a cierre de 2018 tras sufrir pérdidas consolidadas de 291 millones. El entonces consejero delegado, Pierluigi Tosato, fue cesado de sus funciones ejecutivas y en noviembre de 2019, abandonó el consejo de administración.

Por otro lado, Deoleo tuvo que reexpresar sus cuentas individuales de 2018 a instancia de la CNMV, elevando sus pérdidas de ese ejercicio de 133,3 millones a 162,1, 29 millones. 

Las agencias de calificación lo ven como un impago

La agencia de calificación estadounidense Moody’s clasificó la reestructuración que Deoleo se dispone a ejecutar como un ‘distressed exchange’ (canje de deuda desventajoso), lo que, según la agencia, es una clase de ‘default’ (impago). La también agencia estadounidense S&P coincide con el criterio de Moody’s.

Normas
Entra en El País para participar