Conciliación

Los 17.000 empleados de Repsol no recibirán correos de la empresa tras su jornada laboral

La empresa permite que su plantilla adelante dos horas la entrada a trabajar

Trabajadores de Repsol en la sede de la empresa en Madrid.
Trabajadores de Repsol en la sede de la empresa en Madrid.

Repsol ha firmado con CCOO, UGT y STR un protocolo que garantizará el derecho a la desconexión digital fuera de la jornada laboral a sus 17.000 empleados en España, con vocación de extenderlo a nivel mundial.

El protocolo acordado con los sindicatos que forman la mesa del Acuerdo Marco establece, entre otras medidas, que "se respetarán los tiempos de descanso diario, semanal, permisos o vacacional", así como de "su intimidad personal y familiar".

La compañía se compromete, en la medida de lo posible, a evitar "el envío de comunicaciones profesionales finalizada la jornada laboral" y "hacer llamadas telefónicas fuera del horario de trabajo". En caso de emergencia, la empresa se compromete a avisar de su envío vía llamadas telefónicas o mensajería instantánea, entre otras fórmulas.

Cuando se envíen correos electrónicos a deshora, Repsol "utilizará preferentemente la configuración del envío retardado para hacer llegar los mensajes dentro del horario laboral del destinatario" y se promoverá esta práctica "dentro de la organización".

En el documento se invoca también a la "responsabilidad de todos los empleados" para su cumplimento siendo, conforme al protocolo, "especialmente relevante el papel del líder como ejemplo de las conductas esperadas en esta materia".

En caso de detectarse prácticas o comportamientos contrarios al protocolo el acuerdo prevé que pueda comunicarse a la Comisión de Garantía o a la Comisión de Seguimiento de la empresa o empresas "afectadas para su conocimiento, y en su caso, adopción de las medidas oportunas".

Repsol indicó que su establecimiento es coherente con las políticas de conciliación de la vida personal y laboral instauradas y reivindicó que se sitúa entre las compañías referentes en España en medidas de flexibilidad, entre la que figura adaptar la jornada horaria a nivel mundial a los usos y costumbres de cada país.

Entre otras medidas, Repsol deja de margen a los cerca de 4.000 empleados de su Campus en Madrid un margen de dos horas de entrada, entre las 7.30 a 9.30 horas, y la opción de adelantar la salida si reduce el tiempo de comida.

Los trabajadores disponen de una jornada intensiva durante los meses de verano (de junio a septiembre, ambos inclusive) y todos los viernes del año; de forma adicional lleva un cómputo semanal de las jornadas efectivas para facilitar a sus empleados distribuir la jornada diaria de acuerdo a sus necesidades personales. Repsol cuenta además con un programa de teletrabajo, puesto en marcha en 2008 y que actualmente cuenta con más de 2.400 teletrabajadores, la mayoría en España.

Normas
Entra en El País para participar