Uniqlo contrata a 120 empleados para su tienda de Madrid

La firma japonesa abre este jueves en la ‘milla de oro’ un espacio de 1.590 metros y prevé seguir expandiéndose en España

https:cincodias.elpais.comcincodias20191016album1571221900_389316.html
Interior de la tienda de Uniqlo Serrano.

Después de abrir tiendas en Copenhague, Ámsterdam y Milán, le ha tocado el turno a Madrid. Uniqlo abrirá este jueves su primer establecimiento en plena milla de oro de la capital. Con esta apertura, la firma japonesa manifiesta su interés por el mercado europeo, y más en detalle por el español, donde ya cuentan con dos tiendas en Barcelona, a la que se sumará la apertura, el 30 de octubre, de otro local en la Avenida de Diagonal.

En su presentación a los medios de comunicación, este miércoles, el director de operaciones de Uniqlo España, Kohsuke Kobayashi, señaló el orgullo de seguir expandiéndose por España, “después de dos años de éxitos durante los cuales el consumidor ha captado la filosofía lifewear”. Con este concepto se refiere a las prendas esenciales y de calidad que se adaptan al estilo de cada consumidor, que es la clave sobre la que trabaja la marca japonesa, fundada en Japón en 1984 y perteneciente a Fast Retailing Group, organización que vende ropa en todo el mundo a través de ocho marcas distintas, como GU, Comptoir des Cotonniers, la firma de lencería Princesse tam-tam, Theory o Helmut Lang. Uniqlo está presente en 23 mercados y cuenta con más de 2.000 puntos de venta en todo el mundo, la mayoría situados fuera del país de origen. Antes de que finalice el año, la compañía sumará dos nuevos países; India y Vietnam.

La apertura de Madrid, en el número 6 de la calle Goya, en el espacio que ocupaba el Jardín de Serrano, supone la contratación de 120 empleados, según adelantó un portavoz de la compañía, y se engloba dentro de los puntos fuertes de la estrategia de expansión internacional de la compañía. “Estamos expectantes de ver cómo los madrileños integrarán nuestras prendas funcionales en su día a día”, explicó Kobayashi. Aunque se muestran cautos al hablar de posibles nuevas aperturas, la intención de la compañía es abrir nuevos locales en España.

Uniqlo Serrano cuenta con 1.590 metros cuadrados repartidos en dos luminosas plantas, una superficie relevante pero no que adquiere la categoría de flagship store, ya que para ello la marca considera que hay que disponer de más de 2.000 metros cuadrados. La decoración del espacio, con vistas a un jardín interior de 2.000 metros cuadrados de vegetación, planificado en el proyecto original del Ensanche de Madrid del siglo XIX, hace un guiño a la cultura local, con una exposición de ocho artistas, seleccionados la galería madrileña Gunter, una plataforma de talento emergente que ayuda a visibilizar el trabajo de ilustradores y artistas urbanos.

El patio central lo preside un gran mural de Gonzalo Muiño, que ha sido el encargado de interpretar el estilo de la marca bajo la óptima madrileña, ciudad en la que reside desde hace tiempo. Se trata de una columna pintada a mano sobre baldosas en las que el artista ha representado diferentes escenas de los madrileños a lo largo del día y de la noche en la ciudad. Además, el artista ha sido el encargado de diseñar las bolsas de compra de la tienda. Para la campaña de comunicación se ha elegido a una serie de embajadores de la marca, como el patinador Javier Fernández, la cantante Eva Ruiz, el diseñador Gonzalo Fonseca o la cocinera Samantha Vallejo-Nágera.

Otro de los puntos fuertes de la tienda es el rincón de la sostenibilidad, donde la firma pretende concienciar sobre el medio ambiente y el cuidado del planeta, y ha instalado unos paneles informativos sobre el uso de materias primas, como el algodón cien por cien sostenible, o el objetivo para 2020 de no utilizar una gota de agua en la confección de las prendas de tejido vaquero, ni abastecerse de granjas que realicen el desplumado de las aves en vivo o la alimentación forzada. Porque el objetivo para el próximo año es lograr la certificación de Responsable Down Standard.

También hay un contenedor para el reciclado de ropa, que los clientes puedan depositar las prendas que ya no usan y que la firma selecciona y envía a ACNUR. En 2017, Uniqlo recogió más de 10 millones de prendas usadas con el objetivo de donarlas a la cada vez más creciente comunidad de refugiados y migrantes de todo el mundo.

Normas