Juntas de accionistas

Bankia, Bankinter, Cellnex y Ferrovial autorizan ampliar capital en hasta 18.000 millones

Los accionistas dan a los consejeros el poder de aumentar los fondos propios; las operaciones delegadas pueden ser de un máximo del 50% del capital

Bankia pulsa en la foto

Entre las firmas del selectivo que han celebrado o convocado sus juntas de accionistas de 2019, Bankia, Bankinter, Cellnex y Ferrovial han incluido la delegación en el consejo de ampliar capital por un máximo de un 50%. Estas potenciales ampliaciones implicarían la emisión de acciones nuevas por un máximo conjunto de unos 18.000 millones de euros, de acuerdo a las cotizaciones actuales de estas empresas.

La Bolsa española está en temporada alta de juntas de accionistas. El plazo legal para celebrarlas concluye seis meses después del cierre del ejercicio fiscal. Y el de todas las empresas del Ibex finaliza el 31 de diciembre, salvo el de Inditex, que lo hace el 31 de enero.

CELLNEX TELECOM SA 40,96 -0,90%
FERROVIAL 25,97 1,96%
BANKINTER 6,17 0,52%
BANKIA 1,83 0,08%
CIE AUTOMOTIVE 22,54 -0,18%

No implica que estas firmas vayan seguro a ampliar capital, pero es un bala en la recámara que se guardan para no tener que convocar una junta extraordinaria si tienen que reforzar sus fondos propios. Por ejemplo, para hacer una compra.

Los accionistas tienen la potestad de delegar en el consejo de administración la posibilidad de ejecutar una ampliación de capital por un máximo del 50% del capital social, según la legislación actual. Y esa eventual operación puede realizarse hasta cinco años después de que se haya autorizado en la junta.

Cie Automotive abrirá la puerta a emitir bonos

Mercado de deuda. El fabricante de piezas de automóviles, que celebrará su junta general de accionistas el próximo 8 de mayo, y en ella propondrá la delegación en el consejo de “la facultad de emitir obligaciones o bonos simples, convertibles o canjeables u otros valores de renta fija con el límite máximo de 1.000 millones”. Al igual que en las delegaciones para ampliar capital, no quiere decir que Cie Automotive vaya a hacer uso de esta facultad. La empresa, que cuenta con un programa de pagarés en Dublín por 200 millones, ni siquiera dispone de rating. Concluyó 2018 con una deuda neta de 948,2 millones, lo que supone una ratio respecto al ebitda de 1,8 veces.

La normativa también prevé la posibilidad de que los administradores de las empresas cotizadas amplíen el capital con exclusión del derecho de suscripción preferente. Esto se realiza habitualmente a través de una colocación acelerada o dirigida a un inversor en concreto. Con este tipo de operaciones, los accionistas se diluyen, pues no tienen capacidad de acudir a la ampliación ni se les compensa con derechos de suscripción de preferente, que podrían vender en mercado si prefieren no poner más dinero.

Estas posibilidades dan flexibilidad a los administradores para no tener que convocar una junta extraordinaria si necesitan capital. Cellnex empleó este poder, que ya se le concedió en la junta de 2018, para emitir títulos nuevos por el 28,9% del total el pasado marzo. La empresa recaudó así 1.200 millones de euros que se anotó como fondos propios.

El orden del día de la reunión con los accionistas que ha convocado para el próximo 9 de mayo vuelve a incluir este punto. Al precio actual en Bolsa, supondría la emisión de un máximo cercano a los 3.900 millones de euros; aunque, en la práctica, estas operaciones siempre se realizan con un descuento respecto a la cotización. Cellnex también prevé la posibilidad de una ampliación sin derecho de suscripción preferente por hasta el 10% del capital.

La autorización al consejo de Bankia del pasado 22 de marzo supondría la emisión de títulos nuevos por unos 3.700 millones. En el caso del banco que preside José Ignacio Goirigolzarri, la ampliación sin preferencia para los accionistas puede llegar al 20% del capital.

Los inversores de Bankinter también dieron poder al consejo el pasado 21 de marzo para ampliar hasta por la mitad de su capital social. En dinero contante y sonante, supondría la emisión de acciones por unos 3.300 millones. La ampliación sin derechos de suscripción preferente queda restringida en este caso al 10% del capital.

Ferrovial también se guarda la carta de efectuar una ampliación de capital. Así lo ratificó la junta del pasado 5 de abril, pues caducaba la potestad otorgada por los accionistas en junio de 2014, tras haber transcurrido cinco años. Al precio actual, esa eventual ampliación sería hasta de 7.750 millones. Ferrovial también podrá ampliar capital sin suscripción preferente hasta por el 20% del capital. El código de buen gobierno de la CNMV de 2015 aconseja acotar la posibilidad de ampliar capital sin suscripción preferente. “Los administradores deben realizar un uso limitado de la facultad delegada de emitir acciones o valores convertibles con exclusión del derecho de suscripción preferente y facilitar adecuada información a los accionistas sobre dicha utilización”, señala.

“Los acuerdos de ampliación de capital que prevén la exclusión del derecho de suscripción preferente tienen un efecto dilutivo sobre los antiguos accionistas que resulta sensible, e incluso polémico, para muchos inversores institucionales”, explica el supervisor de los mercados. “Por eso, parece recomendable que esas emisiones de nuevas acciones sin derecho de suscripción preferente tengan, cuando el consejo de administración las aprueba en virtud de una previa delegación de la junta general de accionistas, un importe moderado, que no rebase el 20% del capital social”, agrega.

Normas