El ICO lanza su primera emisión de bonos verdes, por 500 millones

Recibe demanda por más de 3.400 millones y responde al objetivo del Gobierno de ofrecer recursos a las empresas para financiar la transición ecológica

bonos verdes ico

El Instituto de Crédito Oficial ha lanzado hoy su primera emisión de bonos verdes, por una cuantía de 500 millones de euros a un plazo de cinco años y con un interés que ha quedado en los 7 puntos básicos sobre el bono soberano a ese plazo. La colocación, que cotizará en el mercado de Luxemburgo, ha recibido peticiones por más de 3.400 millones de euros y ha estado coordinada por BNP Paribas, Credit Agricole, ING y Santander.

La finalidad de la emisión, y por lo que recibe el calificativo de verde, es financiar proyectos que contribuyan a la lucha contra el cambio climático y llega poco después de que Economía anunciara su intención de recurrir al ICO como fórmula con la que las empresas españolas puedan financiar la transición ecológica impulsada por el Gobierno.

Según explicó la ministra de Economía Nadia Calviño el pasado 27 de marzo, "España tiene una posición muy ambiciosa en torno al cambio climático, queremos estar a la vanguardia en la transición ecológica y energética y esto requiere un volumen de inversión muy importante, por lo que vamos a estudiar la posibilidad de emitir bonos verdes".

El plan anunciado por el Gobierno español a principio de febrero implica 47.000 millones de euros en inversión pública en los próximos diez años, hasta que conseguir que España sea neutral en emisiones de CO2 en el año 2050. Desde el ministerio aseguran que se podría movilizar inversión privada por 270.000 millones de euros hasta 2030.

Calviño también avanzó que los bonos estarían ligados a los objetivos de eficiencia energética y generación renovable del agua, así como gestión sostenible del agua y la tierra.

El Tesoro Público ya venía estudiando la posibilidad de emitir bonos verdes, como ya han hecho en otros países como Francia o Bélgica. Sin embargo, no ha habido ninguna colocación de este tipo hasta el momento. La posibilidad de que un cambio de Gobierno pueda dejar sin continuidad la apuesta por este tipo de financiación sostenible ha enfriado los planes, según fuentes financieras, si bien es el ICO, agencia pública del Estado dependiente de Economía al igual que el Tesoro quien va a lanzar una primera emisión de bonos verdes. La institución sí había emitido ya bonos con finalidad social. 

Normas