El Banco de España alerta de que si no se reforman las pensiones, lo hará Bruselas

El jefe de Economía del supervisor advierte del déficit del sistema

Óscar Arce, director general de Economía y Estadística del Banco de España.
Óscar Arce, director general de Economía y Estadística del Banco de España.

El Banco de España cree que el sistema de pensiones afronta un importante reto de sostenibilidad y que, si no se toman medidas ahora, “llegará una crisis y serán los socios europeos y los mercados financieros quienes nos obliguen a hacer una reforma”. Así de contundente se ha mostrado esta mañana Óscar Arce, director general de Economía y Estadística del supervisor financiero.

Este alto cargo del Banco de España ha ofrecido su visión sobre la situación de las pensiones públicas durante un debate sectorial organizado por la gestora de fondos Fidentiis, en la Casa de México en España.

Arce ha explicado que el aumento de la esperanza de vida y la baja tasa de natalidad ha provocado desequilibrios estructurales en la Seguridad Social.

Este especialista del Banco de España ha recordado que “de acuerdo con todas las previsiones” en 30 años se va a duplicar la tasa de dependencia -que mide la proporción de jubilados que hay en relación con los trabajadores activos-, por lo que insistió en la necesidad de asegurar la sostenibilidad financiera.

En cuanto a las soluciones, Arce ha apuntado que en los próximos años habrá que mejorar los ingresos y también “recalibrar el sistema por el lado de los gastos”.

No es la primera vez que un alto cargo de la Administración alerta de la insostenibilidad del modelo tal y como está configurado en la actualidad. La Autoridad independiente de responsabilidad fiscal (Airef) advirtió recientemente que, si que si no se toman medidas para contener el gasto del sistema de pensiones y para cerrar el déficit estructural de las Administraciones, la deuda pública se dispararía por encima del 132% del Producto Interior Bruto en el entorno de 2048.

El sistema de pensiones es “como el Titanic” porque, “si no se corrige el rumbo de la nave”, acabará chocando con un iceberg

La insuficiencia financiera del sistema es cada vez más patente y las cuentas se deterioran año a año. Este ejercicio se espera que termine con un déficit de 18.500 millones de euros. La deuda de la Seguridad Social con el Estado cerrará 2019 por encima de los 56.000 millones de euros. En los próximos años, con la jubilación de la generación del baby boom, pasarán a cobrar una pensión cerca de 600.000 personas adicionales cada ejercicio.


Reparto de los costes

“Es fundamental que los beneficios del sistema y los costes se repartan de manera equitativa entre los beneficiarios de hoy del sistema y los del futuro”, ha enfatidado Arce, quien también ha pedido la introducción de automatismos que ajusten los gastos cuando caen los ingresos; un refuerzo la contributividad del sistema y una mayor transparencia y predicibilidad “para que la gente sepa a qué atenerse y pueda hacer una correcta planificación financiera”.

Según Arce, hay que tomar medidas ahora y no cuando llegue una crisis. “Se trata de arreglar el tejado antes de que empiece a llover”.

El director de Economía del supervisor financiero ha utilizado la metáfora del Titanic para explicar la situación del sistema de pensiones: “hay que corregir cuanto antes el rumbo de la nave”, para evitar que se choque contra el iceberg.

Entre las soluciones, Arce también apuntó la importancia de que el sector financiero innove para facilitar que las personas mayores puedan convertir su patrimonio inmobiliario en una renta. “España es un país con viudas que viven en pisos muy grandes pero tienen rentas muy pequeñas”.

Cada vez son más las voces que consideran que acabará siendo la Comisión Europea y los socios comunitarios quienes van a pedir al Gobierno español de turno que acometa reformas de calado en el sistema de pensiones. El director ejecutivo de la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea), Ángel de la Fuente, aseguró hace pocos meses que en 2019 o 2020 Bruselas daría “un toque a España” por el imparable aumento de la deuda debido al gasto en pensiones.

Algunas fuentes del sector creen que la Comisión amonestará a España por el excesivo déficit del sistema de pensiones y la falta de medidas de ingresos podría llegar en la revisión presupuestaria del próximo mes.

Normas