Suben los autónomos en febrero, aunque menos que en 2018

Andalucía lidera la lista de afiliación al RETA en febrero.

autonomos afiliacion febrero 19

La cifra de autónomos dados de alta en España se ha incrementado en 5.280 durante el mes de febrero. De este modo, el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) sumó nuevos cotizantes, pero a un ritmo mucho menor del que lo hizo hace un año.

En febrero de 2018, el RETA sumó 16.027 profesionales, lo que implica que en este 2019 el aumento ha sido de un tercio.

“El Gobierno debe abandonar cualquier intención de establecer medidas que dañen la creación de empleo y que perjudiquen a autónomos y empresas”, ha apuntado Lorenzo Amor, presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA).

En términos absolutos, el mayor crecimiento de profesionales por cuenta propia se ha registrado en el sur de la península, concretamente en Andalucía. Ahí se han dado de alta 1.753 autónomos, haciendo crecer el total de autónomos andaluces en más de 526.000 personas.

Por detrás de Andalucía se situaron la Comunidad de Madrid y la Comunidad Valenciana, con más de 700 y 500 nuevos autónomos, respectivamente.

No obstante, seis de las diecisiete comunidades autónomas han visto como el número de afiliados al RETA ha descendido. Asturias, Castilla y León y Cantabria perdieron al menos 70 autónomos cada una, mientras que Galicia, Aragón y Castilla-La Mancha también cerraron el mes con menos autónomos que en enero.

Datos del paro

Desde ATA también se ha hecho mención a las cifras de paro, destacando que el aumento de 3.279 personas en el mes de febrero, lo que se traduce en el peor registro desde 2013.

El número de afiliados a la Seguridad Social aumentó en más de 69.000 cotizantes, creciendo por debajo del que se registró en 2018.

“Los datos vienen a reflejar un frenazo en la creación de empleo. Se frena el crecimiento en autónomos y empresas, se crea menos empleo, menos contratación indefinida, menos autónomos y hay más paro que en el mismo mes del año pasado. La subida desproporcionada del SMI sigue pasando factura al empleo”, ha sentenciado Lorenzo Amor,

Normas