La revolución sostenible como oportunidad de inversión

Los modelos más eficientes serán alcanzados a través de una combinación de modelos financieros, prácticas comerciales y modelos de negocio

La revolución sostenible es, probablemente, una de las mayores oportunidades de inversión de la historia moderna. Si analizamos la situación global actual llegamos a una conclusión importante: los modelos globales, tanto sociales, gubernamentales como económicos no son sostenibles. En este contexto, existen cinco tendencias estructurales (cambio climático, demografía, desigualdad, recursos naturales y revolución digital), que implicarán cambios en nuestro entorno físico.
Los modelos operativos de la mayoría de compañías han estado bajo presión durante algún tiempo, pero el momento del cambio ha llegado. Ahora es clave repensar la aproximación a muchas normas establecidas, como el transporte, la alimentación, el cuidado de la salud, la educación y el manejo de datos e infraestructuras. Todos los sectores encaran grandes retos de sostenibilidad, los cuales están coaccionando los modelos existentes para que se adapten.

Estos factores están creando riesgos, así como significativas oportunidades de inversión. En este contexto, gestores cualificados están invirtiendo en compañías bien posicionadas para beneficiarse de esta revolución sostenible. Al mismo tiempo, es importante evitar invertir en empresas que no son capaces, o no quieren, adaptarse de manera ordenada. Los modelos más eficientes serán alcanzados a través de una combinación de modelos financieros, prácticas comerciales y modelos de negocio sostenibles que deriva en un modelo de tres pilares, diseñado para identificar qué compañías son más sostenibles a largo plazo. Uno de estos pilares es la sostenibilidad del modelo financiero de una compañía, que es siempre la base para la viabilidad de una inversión sea cual sea el tipo de activo.

El segundo pilar corresponde a la sostenibilidad de las prácticas comerciales o la capacidad que tiene una empresa para crear valor a largo plazo. El último y tercer pilar es que la sostenibilidad de su modelo de negocio esté sujeto a las tendencias de largo plazo de la economía global, que se encuentra en plena transición hacia un modelo más sostenible.

Actualmente, la experiencia en sostenibilidad es crucial para el desarrollo satisfactorio de las compañías de todos los sectores, así como para encontrar buenas oportunidades de inversión. Es también una parte indispensable de lo que la banca privada ofrece hoy en día y hay cada vez una mayor demanda de soluciones.

Así, la implementación de la filosofía de sostenibilidad y la metodología desarrollada para cada clase de activo e instrumento en todo el universo de inversión es esencial.
La sostenibilidad será el mayor motor de la economía mundial en los próximos años.

Afectará a todos los rincones del mundo y a toda clase de activo en cada cartera de inversiones, por lo que es la mayor oportunidad de inversión de la historia. Por ello, la creación de una cartera centrada en la sostenibilidad generará un rendimiento real.

José Couret es ‘Managing director’ de Lombard Odier en España

Normas
Entra en El País para participar