Propiedad intelectual

El Parlamento Europeo rechaza la propuesta para reformar los derechos de autor

La iniciativa recibió 318 votos en contra, 278 a favor y 31 abstenciones.

Los artículos 11 y 13 son los que han provocado más oposición. La medida volverá al pleno en septiembre

Youtube es una de las plataformas que podría haberse visto afectada por la nueva directiva.
Youtube es una de las plataformas que podría haberse visto afectada por la nueva directiva.

Los eurodiputados han rechazado esta mañana iniciar las negociaciones de la reforma de la ley europea de los derechos de autor, una medida que, según diferentes organizaciones y asociaciones, habría podido tener un impacto masivo en la forma en la que los europeos utilizan internet.

La iniciativa ha sido rechazada por 318 parlamentarios, frente a 278 que votaron a favor. También hubo 31 abstenciones. A favor han votado populares y socialistas, y en contra Verdes, Izquierda Unitaria y liberales, que piden un debate más amplio y sosegado, informó Efe. Ahora, el texto volverá al pleno en septiembre, para un debate que no se prevé fácil. 

Uno de los ponentes, el conservador alemán Alexander Boss, intentó convencer a la mayoría de colegas del hemiciclo hasta el último minuto antes de la votación sobre la necesidad de votar a favor de proteger a los autores y en contra del "modelo de capitalismo y monopolio de Google, Facebook y Amazon", según detalla la citada agencia. Su esfuerzo no tuvo éxito, pues quienes se oponen a la medida no solo han criticado el fondo sino también la forma exprés de aprobación de la reforma de la directiva de derechos de autor.

Los legisladores de la UE han mostrado así que quieren reflexionar, tras múltiples objeciones contra la directiva, incluida la mostrada ayer por Wikipedia que bloqueó su web en protesta. La enciclopedia online aseguró que la nueva directiva de copyright restringiría severamente la libertad de internet. 

"La intención general de la directiva es bienintencionada. Pero, la vaga redacción de la ley significa que puede aplicarse a una gama extremadamente amplia de casos", según asegura Ruby González, de NordVPN. La polémica la han marcado sobre todo los artículos 11 y 13. González  explica que la nueva directiva podía extender los derechos de los editores a cobrar por los fragmentos de artículos de noticias que aparecen en los resultados de búsqueda. Esta recaudación se realizaría con el establecimiento de un canon a pagar por las plataformas a medios de comunicación y autores de contenido cuando lo reproduzcan.

El texto rechazado también obligaba a los sitios web (como Youtube, Facebook y otros más pequeños) a escanear todo el contenido que se suba a sus plataformas y bloquear automáticamente todo aquello que pueda infringir los derechos de autor. Muchos expertos habían advertido desde hace meses que esa tarea no podría llevarse a cabo por equipos humanos y que tendrían que emplearse filtros de inteligencia artificial que ya han demostrado que tienen muchos fallos. "Son muy malos para detectar la diferencia matizada entre el plagio y el concepto de uso legítimo, sátira o trabajos derivados", continúan desde NordVPN.

Por todo ello, muchos opositores a la nueva directiva advertían que si se aprobaba esta directiva se podría perder la capacidad de compartir artículos en Facebook o encontrarlos a través de Google. Pero también afectaría a otros proyectos más pequeños de agregación de noticias, portales como Menéame. De la misma manera, alertaron de que establecer los filtros de contenidos necesarios para cumplir con la directiva podrían terminar vulnerando la libertad de expresión. 

Julia Reda, eurodiputada del Partido Pirata, que ha llevado a cabo una intensa campaña en contra de la nueva directiva, ha calificado el resultado de hoy de “gran éxito”, pero ha pedido a través de Twitter mantener la presión para “salvar tu internet”. 

No estaban tan contentos otras organizaciones como BPI Music, que representa a las discográficas del Reino Unido, o Paul McCartney, quien el miércoles envió una carta a la cámara en la que pedía apoyo para mejorar la retribución de los creadores europeos frente a los gigantes de internet. Este jueves, BPI Music aseguró, según recoge la BBC, que respetan la decisión de la Eurocámara, pero que trabajarán con los eurodiputados durante las próximas semanas para explicar cómo la directiva propuesta beneficiará no solo a la creatividad europea, sino también a los usuarios de internet y al sector de la tecnología.

En este sentido, Wales les recordó que deberían buscar renegociar nuevos acuerdos con las plataformas digitales como Youtube para obtener una "remuneración más justa". "Pero filtrar todo lo que se suba a  internet no es la solución", dijo a la cadena británica.

Normas