Santander adelanta la integración tecnológica con Popular

Prevé tener lista la unión de las dos plataformas antes de octubre

El banco pretende no perder cuota, como ha ocurrido en otras fusiones

banco santander
Ana Botín, presidenta de Banco Santander

Banco Santander tiene prisa por crear ya una sola entidad con Popular. Pese a que inicialmente el banco había comentado que la integración de las redes de Santander y Popular y de su plataformas tecnológicas no se producirían hasta principios de 2019, todo hace indicar que estos procesos se adelantarán varios meses. Eso es al menos lo que aseguran fuentes sindicales tras la reunión mantenida ayer con la entidad para constituir la mesa negociadora para la homologación de las condiciones laborales de las tres plantillas (Santander, Popular y Pastor).

En esta reunión se habló de la integración tecnológica de las dos redes, y aunque no se puso fecha exacta, la entidad sí aseguro a los representantes de la plantilla que “esta sería después del verano”. Los meses que se barajan son entre septiembre y octubre.

El objetivo de los sindicatos, de esta forma, es abordar el proceso de homologación “para adelantarnos a la integración tecnológica”, y “anticiparnos a la integración jurídica”, de la que saldrá una única entidad resultados, y que se espera para antes del verano, según otras fuentes.
CC OO, sindicato mayoritario en este grupo financiero, explica que “la homologación de las condiciones en las dos redes debe regirse por el mismo mensaje que se transmitió en la pasada convención de directivos”. En ese acto la presidenta de Santander, Ana Botín, explicó que el grupo no quería cometer los mismos errores del pasado tras las fusiones que había acometido el grupo, y en los que la entidad resultante había perdido cuota de mercado. Así, afirmó que la integración con Popular tenía que dar como resultado 2,5 en referencia a la captación de clientes o retención de cuota, y no perder peso en mercado como había sucedido en las anteriores operaciones corporativas. El lema de esa convención, de hecho, fue 1+1 son 2,5.

Fuentes sindicales mantienen, por su parte, que estos mensajes de la dirección del banco indican que la fusión de las redes no conllevará nuevos cierres importantes de oficinas, ni la salida de un número significativo de empleados, tras el ERE llevado a cabo en febrero en los servicios centrales de Santander y Popular y que supuso la salida de 1.100 trabajadores entre prejubilaciones y bajas incentivadas.

De momento, los sindicatos de Santander han constituido la mesa de negociación para homologar las condiciones laborales de la plantilla (afecta a unos 8.300 empleados) de Popular y Pastor a las de los trabajadores de Santander la entidad. Esta mesa está conformada por 15 personas, entre las que se encuentran representantes de las entidades y de todos los sindicatos, que son UGT, CC OO, CGT, LAB, ELA y FITC. Las negociaciones se extenderán, como mínimo, durante un mes, ya que se quiere que se finalicen “antes del verano”, explican fuentes sindicales.

Normas