Telefónica busca talento en Uber: ficha a la ex responsable en el norte de Europa

Será responsable de Estrategia y Digital de la filial O2

La teleco refuerza la dirección de su filial ante la decisiva subasta de espectro

Logotipo de O2.
Logotipo de O2.

Telefónica busca talento en startups de moda. La teleco ha fichado a Jo Bertram, hasta ahora responsable de operaciones de Uber en el norte de Europa. La ejecutiva será jefe de Estrategia y del área digital de la filial británica O2, y reportará directamente al consejero delegado, Mark Evans.

Bertram tuvo una actividad intensa en Uber, empresa que abandonó de forma abrupta en octubre, tras la decisión de los reguladores británicos del transporte de prohibir a la empresa operar en Londres. La ejecutiva fue la responsable de las negociaciones entre Uber y la sociedad Transporte de Londres.

Tras su salida, se incorporó como asesora de EQT Ventures, el grupo de capital riesgo sueco controlado por la familia Wallenberg. Un puesto que va a mantener pese a su incorporación a Telefónica.

“Estoy encantada de unirme a Telefónica en una época excitante y de cambios sin precedentes, donde la nuevas tecnologías tienen un gran potencial para cambiar la industria, y donde el mundo digital será clave para el futuro éxito”, dijo Bertram.

Además, la operadora ha nombrado a Gareth Turpin como nuevo responsable de Ventas de O2. Ambos se van a incorporar al comité ejecutivo de la filial de Telefónica el próximo 1 de abril. Turpin era hasta ahora responsable de Servicios al Cliente de la operadora. De esta forma, la cúpula directiva de O2 estará repartida al 50% entre mujeres y hombres.

Mark Evans destacó que, con ambos nombramientos, Telefónica O2 refuerza su equipo directivo. La operadora afronta un momento de gran relevancia con el inicio esta semana de la subasta de espectro móvil para 4G y 5G. Estos activos tienen un papel clave para la operadora dentro de sus planes para colocar en Bolsa parte del capital de O2, en la que puede ser una de las mayores OPV del año en el mercado de Londres.

Normas